domingo 13/6/21

Vicky, la empresaria sevillana que gracias a una herencia y la ayuda de sus vecinos ha conseguido montar su propio negocio

La sevillana ha volcado su vida en un significante cambio en el que con la ayuda de sus vecinos y de una herencia recibida hizo que abriera su propio local, una floristería en Cádiz
Florista en su taller
Florista

La vida te sorprende cuando menos te lo espera. Y lejos de que esta te lo ponga fácil, la clave es la voluntad de querer, perseguir, trabajar y ser constante. Así se puede describir el cambio de vida que ha tenido Vicky, una mujer nacida en Sevilla hace 40 años, pero que habita en la provincia de Cádiz.

Vicky se encontraba en una situación extrema a la que ninguno le gustaría verse, si un techo donde dormir ni un plato que comer. Su vida era a la intemperie y se cobijaba con cartones, que en ocasiones era irresistible a las frías y lluviosas noches gaditanas. La esperanza perdida y con un futuro muy oscuro, debido a la depresión de su pareja y su adicción al alcohol empeoró todo.

Pero las ganas de vivir y de salir adelante de esta mujer le llevo a buscar una salida a su situación y le propuso a un vendedor de flores ambulantes ayudarle con su negocio. Su pasión y su humanidad hicieron el resto junto a unos vecinos.

Parece que los astros se le alinearon a Vicky, cuando con un poco de suerte se hace con una herencia que le ha permitido alquilar un local en un centro comercial de Cádiz y en el que, con la ayuda de los vecinos ha arreglado, pintado y decorado y en el que ahora reparte flores como forma de agradecer a sus clientes todo al cariño y la confianza que han depositado en ella.

Y es que la humanidad aún persiste. Son muchos vecinos o conocidos quienes le ayudaba en sus tiempos de indigente dándole lo que podían que ahora no se han resistido en ir a hacer una visita a la floristería, así es el caso de una mujer de Benalup.

Comentarios