viernes. 01.03.2024

Madre Coraje, con el apoyo del Ayuntamiento de Córdoba, el Ayuntamiento de Málaga, la Fundación Roviralta y Accenture, han promovido en Perú la construcción de cinco invernaderos y la entrega de ropa de abrigo a 41 familias empobrecidas de la comunidad peruana de Lahuañe, ubicada en una zona aislada, afectada por décadas de abandono, y "con cicatrices de la presencia del terrorismo de la época de los 90", explica Pamela Quispe, Técnica de Acción Humanitaria de Madre Coraje en Perú.  "Estos invernaderos están revolucionando la producción de alimentos en la comunidad. Ya pueden consumir mayor variedad de alimentos frescos y variados en menos tiempo", comenta.

"Lahuañe carecía de vías de acceso, servicios básicos, educación y atención médica. La población, dedicada principalmente a la crianza de ganado alpaquero y ovino, vivían aislados en chozas de piedra y paja, enfrentando condiciones climáticas adversas y desplazándose a zonas remotas en busca de pasto para sus animales", explica Quispe. "Ahora las cosas han cambiado porque el gobierno local ha emprendido por fin la construcción de una carretera", añade.

Otro de los aspectos más destacados del proyecto es la apuesta por fortalecer la organización y las capacidades de la comunidad en gestión de riesgos con perspectiva de género como, por ejemplo, la formación de un grupo de brigadistas preparados para abordar cualquier situación de emergencia.

Madre Coraje promueve en Perú varias iniciativas para 41 familias