martes 24/5/22

El Servicio de Protección de la Naturaleza (Seprona) de la Guardia Civil ha decomisado ocho perros de caza en pésimas condiciones, pertenecientes a un rehalero de la localidad de Güejar Sierra en Granada. La Asociación Protectora de Animales Galgos del Sur ha trasladado los perros a Córdoba. 

La protectora cordobesa ha indicado en un comunicado que las condiciones higiénico-sanitarias en las que se mantenía a los perros en el rehalero eran pésimas. Los animales vivían entre orines y heces, encadenados las 24 horas del día y con escasa agua para beber y en malas condiciones.

Además han denunciado el estado de la nave donde han sido hallados los perros, llena de objetos cortantes. La comida que recibían los animales también dejaba mucho que desear, pues sólo los alimentaban con unas bolas de pienso, tiradas por el suelo de la nave.

La Guardia Civil llevó a cabo la operación de rescate de los perros el pasado 8 de julio. Los animales se encuentran desde entonces custodiados por Galgos del Sur en sus instalaciones de Córdoba.

Elisabeth Viejo, la veterinaria de Galgos del Sur, pudo comprobar que de forma general todos los perros estaban muy enfermos, con parásitos internos y externos y otras dolencias como diarreas, vómitos, heridas o pústulas. 

Un mastín protagonizó el caso más preocupante. Estaba muy enfermo, en un estado grave de deshidratación y desnutrición. Inmediatamente después de producirse la decomisación tuvo que ser ingresado de urgencia en el Hospital Veterinario de Córdoba. El perro, de aproximadamente ocho años, aparenta casi el doble de edad debido a su grave estado físico, con dolencias como problemas de vista o una úlcera por dormir tantos años en el suelo. El mastín evoluciona favorablemente en manos de Galgos del Sur.

En una inspección de la Guardia Civil a la rehala de Güejar Sierra, previa al decomiso, se pudo comprobar que la nave contaba con un total de 21 perros, en condiciones deplorables que cinco de ellos tuvieron que ser sacrificados. Más tarde y tras una nueva inspección realizada por agentes del Seprona en la nueva ubicación de los perros, se comprobó que las condiciones seguían siendo igual de malas, y se solicitó al juzgado el decomiso urgente de los animales.

Galgos del Sur está a la espera de presentar el escrito de acusación, mediante el que se pide la máxima pena para las dos personas acusadas de maltrato animal. 




 

Galgos del Sur acoge en Córdoba a ocho perros en pésimo estado rescatados por el Seprona
Comentarios