viernes 18/9/20

Concluyen que si todas las personas tomaran de dos a tres tazas de café al día, se reducirían en más de 500.000 las muertes por cáncer de hígado en el mundo

Dos empleadas hacen una pausa para tomar un café. ISTOCK
Dos empleadas hacen una pausa para tomar un café. ISTOCK

Un equipo de investigadores australianos han concluido que si todo el mundo bebiera al menos dos tazas de café al día, se reduciría en cientos de miles las muertes por cáncer de hígado. En el artículo publicado en la revista Alimentary Pharmacology and Therapeutics, el grupo describe cómo calcular sus números y explican por que los gobiernos deberían comenzar a alentar a las personas a beber más café.

Múltiples estudios en los últimos años han demostrado que beber café puede tener muchos beneficios para la salud si se consume de forma regular. Uno de esos beneficios que se ha destacado es una menor probabilidad de desarrollar cáncer de hígado.

Los investigadores con este nuevo estudio señalan que los resultados de esta investigación sugieren que beber dos o tres tazas de café al día puede reducir el riesgo de una persona de desarrollar la enfermedad en un 38 por ciento y el riesgo de morir a causa de la enfermedad en un 46 por ciento. Y cuando una persona aumenta su consumo a cuatro o más tazas por día, la reducción del riesgo es del 41 por ciento y la probabilidad de morir es del 71 por ciento menos.

En el estudio, los investigadores se preguntaron qué pasaría si todos los no bebedores de café del mundo comenzaran a consumir dos o cuatro tazas de café todos los días.

Para averiguarlo, los investigadores extrajeron y estudiaron datos del conjunto de datos Global Burden of Disease 2016, filtrando las estadísticas relativas a cáncer de hígado.

Comprobaron que se habían producido 1.240.201 muertes por cáncer de hígado ese año. Luego, los investigadores recuperaron las estadísticas sobre el consumo de café y agregaron ambos conjuntos de datos en un modelo que mostró conexiones entre el consumo de café y las reducciones en el cáncer de hígado.

El modelo mostró que si todas las personas en el mundo hubieran bebido dos tazas de café al día en 2016, se habrían producido 452,861 menos muertes por cáncer de hígado. Y si todos hubieran bebido cuatro tazas, habría habido 723,287 muertes menos.

Los investigadores creen que los gobiernos y las agencias de salud deberían comenzar a promover el consumo de café como una forma de reducir las tasas de cáncer de hígado.

Fuente:

Paul Gow et al. Estimates of the global reduction in liver disease-related mortality with increased coffee consumption: an analysis of the Global Burden of Disease Dataset, Alimentary Pharmacology & Therapeutics (2020). DOI: 10.1111/apt.16020

Comentarios