sábado 24/7/21

Los pros y contras del sujetador

Esta prenda lleva acompañando a las mujeres desde 1914 aunque antes ya existían los corsés y las bandas en el Imperio Romano. Desde luego es un accesorio que siempre nos ha acompañado, pero te has parado alguna vez en pensar los pros y los contras de usar sujetador.

Desfile de Victoria's Secret, Twitter.
Blanca Padilla en el desfile de Victoria's Secret, Twitter.

En lo que a lactancia se refiere, el sujetador puede ser nuestro aliado, ya que frena la producción de leche acelerada que de no ser controlada podría terminar en una mastitis, por eso es recomendable usar un sujetador especializado o de deporte, que no tiene aros.

Un buen sujetador tiene la función de aportar mas apoyo a la espalda que a ninguna otra parte, ya que el peso del pecho lo distribuye entre los distintos músculos de la espalda y el hombro. Las mujeres con mucho pecho deberían de usarlo para llegar al final del día sin dolor de espalda.

Hablando de beneficios el estético es otro a tener en cuenta, que retrasa la caída del propio seno, aunque depende también del propio volumen que tengan las mamas, la elasticidad de la piel, el peso del tejido glandular y el movimiento repetido, aunque algo si que tenemos claro es que la gravedad es la gravedad y no podemos cambiarla.

Los pechos pequeños tienen ventaja ante este tema, ya que la distensión de los ligamentos de Cooper, los que sujetan y fijan la glándula a la musculatura pectoral no suelen estar muy distendidos, aunque en pechos grandes es diferente.

Es cierto, que llegar a casa y liberarse del sujetador es una de las mejores sensaciones que podemos experimentar, pero lo realmente cierto es que el uso del sujetador tiene más beneficios que contras. Aunque de vez en cuando no está mal descansar de él, en otras ocasiones es imprescindible como cuando haces deporte.

Comentarios