sábado 12/6/21

Pfizer desarrolla una píldora para evitar que los contagiados por COVID-19 terminen en el hospital

La farmacéutica norteamericana está a punto de conseguir una píldora que evitaría que los contagiados lleguen a estar graves. Su nombre es el siguiente PF 07321332.

Pfizer continua investigando la lucha contra el coronavirus. Su vacuna es una de las más efectivas y más solicitadas y de hecho ha aumentado la producción y ya se nota en la llegada de dosis a muchos países, incluida España. En estos momentos, la farmacéutica también se encuentra a punto de lograr un fármaco para tratar a los ya contagiados. Esa píldora de Pfizer podría estar disponible a finales de este 2021.

Actualmente, este fármaco antiviral se ha bautizado como PF-07321332 y según el diario británico The Telegraph podría estar en uso este mismo año si todos los ensayos en humanos siguen avanzando con éxito como hasta ahora. Esta píldora serviría para reducir la gravedad de la covid-19 en aquellas personas que se hayan contagiado.

La molécula con la que trabaja Pfizer se debería recetar como terapia oral nada más aparecer los primeros síntomas de haberse contagiado por el coronavirus SARS-Cov-2. Su administración lograría paliar la gravedad de la enfermedad para reducir la alta mortalidad del coronavirus y el número de hospitalizados en planta y en UCI. Se trata de un "inhibidor de la proteasa" formulado para al SARS-Cov-2 y evitar que el coronavirus se replique en nuestra nariz, garganta y pulmones.

En el ensayo de esta píldora participan cerca de 60 personas de entre 18 y 60 años. Todos ellos están siendo estudiados en esta primera fase que terminará el 25 de mayo. Reciben una combinación de la píldora PF-07321332 con dosis bajas de ritonavir, otro antiviral empleado contra el VIH del SIDA y que permite aumentar la cantidad del medicamento en la sangre de los pacientes.

La píldora de Pfizer tiene que pasar las tres fases del ensayo que previsiblemente durará seis meses. En esta primera fase los investigadores analizan la tolerancia en los voluntarios, si tienen efectos secundarios y cómo actúa sólo o en combinación con el ritonavir. En la segunda fase se continuará observando la reacción ya con dosis múltiples y en la últimas se analizará si lo ideal es pastilla o formato en estado líquido. Así se contempla en la documentación entregada a los participantes en el ensayo según el diario británico.