viernes 27/5/22

La dosis de refuerzo proporciona una buena protección contra ómicron

Una dosis de refuerzo de la vacuna contra la COVID-19 eleva los niveles de anticuerpos que neutralizan la variante ómicron, según los resultados de laboratorio del Instituto Francis Crick y el Centro de Investigación Biomédica UCLH del Instituto Nacional de Investigación Sanitaria de Estados Unidos, publicados este miércoles en la revista científica 'The Lancet'
Una mujer recibe la tercera dosis de la vacuna contra el Covid-19, en el Hospital Enfermera Isabel Zendal, a 13 de enero de 2022, en Madrid, (España). - Eduardo Parra - Europa Press
Una mujer recibe la tercera dosis de la vacuna contra el Covid-19, en el Hospital Enfermera Isabel Zendal, a 13 de enero de 2022, en Madrid, (España). - Eduardo Parra - Europa Press

Los investigadores descubrieron que los anticuerpos generados en personas que habían recibido solo dos dosis de la vacuna Oxford/AstraZeneca o de la vacuna Pfizer/BioNTech eran menos capaces de neutralizar la variante ómicron en comparación con las variantes Alfa y Delta.

También descubrieron que los niveles de anticuerpos disminuían en los tres primeros meses después de la segunda dosis, pero que una tercera dosis aumentaba los niveles de anticuerpos que neutralizaban eficazmente la variante ómicron.

En las personas que habían recibido las tres dosis de la vacuna de Pfizer/BioNTech, los niveles de anticuerpos contra ómicron después de una tercera dosis eran similares a los alcanzados anteriormente contra Delta después de únicamente dos dosis. Generalmente, los niveles de anticuerpos eran casi 2,5 veces más altos contra ómicron después de tres dosis en comparación con después de dos.

También se encontraron niveles más altos de anticuerpos contra la variante ómicron en las personas que recibieron dos dosis de cualquiera de las dos vacunas y que también declararon haber tenido previamente síntomas de COVID-19, en comparación con las que no habían tenido previamente síntomas de COVID-19.

Aunque los niveles de anticuerpos por sí solos no predicen la eficacia de la vacuna, son un muy buen indicador de la protección contra la COVID-19 grave. Este estudio confirma que tres dosis de la vacuna contra el COVID-19 son esenciales para aumentar los anticuerpos hasta niveles cuantificables y maximizar la cantidad de protección contra la enfermedad grave y la hospitalización.

La dosis de refuerzo proporciona una buena protección contra ómicron
Comentarios