jueves 25/2/21

Una mujer de 90 años recorre entre la nieve 10 kilómetros para llegar a su cita de vacunación en EEUU

La anciana solo llegó 5 minutos tarde de la hora prevista

captura-de-video-de-fran-goldman-del-medio-estadounidense-today
captura-de-video-de-fran-goldman-del-medio-estadounidense-today

Fran Goldman, una mujer de 90 años que quería llegar a su hora de vacunación programada, no dudo en hacer una locura para que le inyectaran la dosis. En Seattle (Washington, EE.UU) su lugar de residencia, había caído la noche anterior una nevada de más de 30 centímetros sin embargo, y aunque las calles estuvieran intransitables ella se enfundó unas botas, palos de travesía y gran forro polar y se dirigió hacia el hospital. 

Las fases de vacunación seguían en curso, pero muchas de las personas que vivían en su zona fueron anuladas menos la de Goldman que se presentó con tan solo 5 minutos de retraso. Ella reclamaba la vacuna desde hace tiempo puesto que se había pasado varios días llamando para que le concedieran cita. Al final cuando la obtiene el domingo, los dos días anteriores no deja de nevar y esa mañana no iba a perder la oportunidad. 

Ruth Goldman, su hija, sabía de la valentía de su madre y afirma “que no va a dejar que un poco de nieve le impida vacunarse”. Aun así, el camino no fue nada fácil y se convirtió en todo un desafío. Un reto como este no era la primera vez que se ponía delante de Fran puesto que otra vez también se había atrevido a bañarse con una temperatura de 6 grados en el lago de Ontario. Así que podemos afirmar que esta valiente señora de 90 años es una apasionada del frío que no teme a nada. Confía en la ciencia y por eso no ha dudado en vacunarse. 

Comentarios