jueves 23/9/21

Un estudio confirma que la eficacia de Pfizer cae frente a la variante Delta

Vacuna contra Covid - OCU
Vacuna contra Covid - OCU

Casi nueve meses después de comenzar a inocularse la vacuna de Pfizer contra la covid, un  estudio gigantesco confirma lo que ya se intuía por la evolución de la pandemia: la efectividad baja significativamente a los seis meses. Más aún cuando la variante Delta, más transmisible, se convirtió en dominante (en junio de este año). Para obtener estos resultados investigadores de California analizaron el historial médico de 3.436.957 personas mayores de 12 años durante seis meses, de diciembre de 2020 -cuando se pusieron las primeras dosis de vacuna en Estados Unidos- hasta julio de 2021.

La principal conclusión es que la protección de la vacuna frente al contagio es alta al principio, pero va decayendo con el paso del tiempo. Afortunadamante, el suero sigue siendo muy efectivo para evitar hospitalizaciones y enfermedad grave. Así, contra las infecciones la eficacia vacunal es la siguiente:

  • En general, cae del 88% durante el primer mes después de la vacunación completa al 47%  después de más de 5 meses.
  • Entre las infecciones secuenciadas, la eficacia contra Delta fue menor y cae más rápidamente, ya que disminuye del 93% en el primer mes al 53% a los 4 meses de la vacuna.

En cuanto a la posibilidad de desarrollar la enfermedad grave, los investigadores afirman que sus resultados “confirman la alta efectividad de la vacuna de Pfizer contra las hospitalizaciones durante aproximadamente seis meses después de estar completamente vacunado, incluso frente a la variante Delta”.

Entre las personas completamente vacunadas de todas las edades, la protección contra hospitalizaciones por covid no disminuyó con el tiempo, con estimaciones de efectividad generales del 87% un mes después de haber sido completamente vacunado, y 88% 5 meses después de la vacunación completa.
 
Además, los investigadores consideran que las reducciones en la efectividad contra las infecciones por SARS-CoV-2 a lo largo del tiempo probablemente se deben a la disminución de la protección de la vacuna y no a que Delta sea resistente a las vacunas.

Discrepancia con estudios previos

Sin embargo, tal y como ha señalado el experto estadounidense Eric Topol en su cuenta de Twitter, estos resultados son muy diferentes a los que se publicaron antes de que la variante Delta irrumpiera.

Según ese estudio, que monitoriza la inmunidad e infecciones de los participantes en el ensayo clínico de Pfizer, la efectividad de la vacuna apenas desciende del 91% durante los seis meses posteriores a la inmunización. Pero no hay que olvidar que la cohorte de participantes, unos 40.000, es mucho menor que los datos de salud de tres millones y medio de personas. 

La evidencia de Israel

El caso de Israel parece apoyar la tesis del último estudio publicado. Fue el primer país que empezó a vacunar masivamente y que alcanzó un elevado porcentaje de inmunizados. Ahora los últimos datos del Ministerio de Salud israelí muestran cómo la vacuna de Pfizer sigue perdiendo efectividad. Actualmente, su protección para evitar el contagio ha caído al 39%. 

En hospitalización y muerte, no obstante, la efectividad sigue siendo alta: Pfizer previene la hospitalización en un 88%, y tiene un 91% de efectividad frente al ingreso en UCI y el fallecimiento. 

Comentarios