sábado. 13.08.2022

Las dietas basadas en plantas favorecen la inmunidad, lo que puede disminuir el riesgo de infección grave por COVID-19, según un nuevo artículo elaborado por investigadores del Comité de Médicos por una Medicina Responsable y publicado por la revista científica 'American Journal of Lifestyle Medicine'.

El artículo explora las lecciones aprendidas del brote de gripe H1N1 de 1918, conocido como 'gripe española'. "Al buscar soluciones para la pandemia de COVID-19, encontramos importantes lecciones en la pandemia de gripe H1N1 de 1918-1919", explica la doctora Hana Kahleova, directora de investigación clínica del Comité de Médicos y autora del artículo.

Estudios recientes que comparan la nutrición con los resultados de la COVID-19 muestran resultados similares, con dietas basadas en plantas que apoyan un menor riesgo de síntomas moderados a graves de la COVID-19.

Un estudio con casi 600.000 participantes mostró que aquellos con un alto consumo de frutas y verduras tenían un riesgo reducido de COVID-19 de cualquier gravedad en un 9 por ciento y un riesgo reducido de COVID-19 grave en un 41 por ciento.

Otro estudio realizado en trabajadores de la salud que estaban expuestos con frecuencia a la COVID-19 en su práctica clínica ha demostrado que aquellos que declararon seguir una dieta basada en plantas tenían un riesgo un 73 por ciento menor de padecer COVID-19 de moderada a grave.

Los alimentos de origen vegetal son ricos en nitratos y antioxidantes que favorecen la salud del corazón y mejoran la inmunidad contra las infecciones respiratorias.

La doctora Kahleova también ha publicado recientemente los resultados de un estudio de investigación clínica llevado a cabo por el Comité de Médicos que descubrió que una dieta basada en plantas ayudó a los trabajadores del hospital en Washington a mejorar su salud y calidad de vida durante la primera ola de la pandemia de COVID-19.

"Basándonos en las lecciones de 1918 y en las recientes investigaciones sobre nutrición en la COVID-19, parece probable que una dieta saludable basada en plantas sea una poderosa herramienta para disminuir el riesgo de COVID-19 grave. Por esta razón, la nutrición basada en plantas debe promoverse como una de las medidas clave de salud pública para reducir la propagación del COVID-19 y luchar contra la pandemia actual", remacha Kahleova.

Las dietas basadas en plantas pueden reducir el riesgo de padecer COVID-19 grave
Comentarios