miércoles 25/5/22

El Consejo de Gobierno ha tomado conocimiento de las Instrucciones realizadas conjuntamente por la Consejería de Salud y Familias y la Consejería de Educación y Deporte, que tienen por objeto establecer el marco de colaboración entre los centros docentes sostenidos con fondos públicos y las enfermeras referentes del Sistema Sanitario Público Andaluz.

Según recoge el documento, la experiencia de los dos últimos años de pandemia ha puesto de manifiesto la sinergia que conlleva el trabajo coordinado de la enfermera referente con la persona de coordinación COVID en los centros docentes para garantizar una escolarización segura. La persona coordinadora COVID es la que mantiene el contacto con la enfermera referente COVID, dirigiendo y coordinando las actuaciones a realizar ante sospecha o confirmación de casos en un centro educativo.

De esta forma, la persona coordinadora COVID de los centros docentes sostenidos con fondos públicos seguirá siendo el contacto con la enfermera referente, dirigiendo y coordinando las actuaciones a realizar por esta en el centro docente, sin perjuicio de que realice otras actuaciones orientadas a constituir entornos seguros para el alumnado y proteger el bienestar de los niños y adolescentes.

Las áreas de actuación de la enfermera referente, según las Instrucciones, será la coordinación y el asesoramiento en la promoción de la salud, la promoción y vigilancia de la salud y la gestión de casos de enfermedades crónicas. Siempre, teniendo en cuenta la autonomía organizativa y pedagógica de los centros, así como el Plan de Centro.

En Andalucía, el desarrollo de la educación y promoción de la salud en el ámbito educativo se impulsa a través del Programa para la Innovación Educativa Hábitos de Vida Saludables, que tiene como objetivos capacitar al alumnado en la toma de decisiones para que la elección más sencilla sea la más saludable, promover un cambio metodológico en el profesorado hacia metodologías activas, favorecer el vínculo con la comunidad fomentando entornos más sostenibles y saludables, y establecer redes de colaboración interprofesional.

En los centros que forman parte de este programa, las enfermeras referentes asesorarán al equipo de promoción de la salud y participarán en las actuaciones que se realicen en el centro docente, a través de la persona de coordinación COVID.

En el caso de que el centro no participe en este programa, las enfermeras referentes colaborarán y participarán en la planificación y desarrollo de las actividades de promoción de la salud, centradas principalmente en hábitos de vida saludables, así como en autocuidados y prevención de la accidentalidad, a través de la persona de coordinación COVID.

Por otro lado, a través de la persona de coordinación COVID, la enfermera referente colaborará con los equipos de orientación educativa (EOE) y con los departamentos de orientación, pudiendo participar en propuestas de actuación en el ámbito de la prevención y vigilancia de la salud según las indicaciones de Salud Públicas.

A través de la persona de coordinación COVID, la enfermera referente colaborará con los EOE o con los equipos de Salud Mental, y coordinará las intervenciones cuando exista un problema de salud que precise de un especial seguimiento o de la realización del plan de cuidados durante la escolarización, con el equipo de Atención Primaria de referencia u hospitalario, según se precise.

La coordinación COVID y la orientación en los centros de Andalucía
Comentarios