sábado. 18.05.2024
Los doctores recomiendan al menos litro y medio al día

Beber agua, dormir y evitar estrés: fundamentales para el cuidado de la voz

La prevención en los cuidados de la voz es fundamental para  mantenerla a tono, sobre todo para aquellas personas para las que ésta es una herramienta de trabajo como son educadores, locutores o presentadores, trabajadores de call center o cantantes, entre otras. Así lo explica el doctor Leonardo Rodríguez, otorrino experto en el cuidado de la voz del Hospital San Juan de Dios de Córdoba quien resalta también la importancia de ésta como elemento de comunicación y símbolo de identidad en las personas.

Leonardo Rodríguez Pérez
Leonardo Rodríguez Pérez

“Mantener una hidratación adecuada, que pasa por beber al menos un litro y medio de agua al día y tomar infusiones; una buena calidad de sueño, que incluye dormir las horas suficientes y que estas sean de calidad; así como evitar el estrés, son claves para que la voz no sufra más de la cuenta” apunta el doctor Rodríguez, sobre todo para aquellas personas que la utilizan como herramienta profesional.

En este sentido, el otorrino añade que se deben administrar bien los tiempos de uso de la voz, y no forzar ni hablar más de la cuenta “siempre que haya algún problema o notemos un desgaste, debemos acudir a un logopeda que nos ayude a sacarle más provecho a la voz, sin hacer mucho esfuerzo” asegura Leonardo Rodríguez, quien resalta que tener una buena técnica vocal también previene de la fatiga que puede provocar su deterioro e incluso puede derivar en lesiones en las cuerdas vocales.

A estos aspectos, hay que sumar además mantener una respiración correcta; reducir el consumo de tabaco; evitar tomar bebidas muy frías o muy calientes o la tos nerviosa sintomática del estrés.

¿Cuándo acudir al otorrino?

La ausencia de voz es la principal señal que nos advierte de que tenemos un problema, pero también la variación en el tono de la misma puede expresarlo. Por ello, según indica el doctor, “cuando las molestias leves derivan en una ronquera o disfonía y esta se prolonga por más de dos semanas, en ausencia de un cuadro catarral, y sobre todo si se fuma y se consume alcohol, hay que acudir al otorrino para que realice una valoración. El especialista determinará el tratamiento, que puede ir desde la derivación al logopeda, hasta un tratamiento médico, pasando por la cirugía”, concluye.

Beber agua, dormir y evitar estrés: fundamentales para el cuidado de la voz