jueves. 26.01.2023

Científicos españoles crearán una placenta artificial para salvar la vida a bebés prematuros

El proyecto contará con más de 200 trabajadores de diversos centros de investigación

Cada año nacen alrededor de 25.000 niños prematuros en Europa, de los cuales sobreviven entre el 25 y el 75% de ellos, en función de las semanas de gestación. De estos, la mayoría tienen secuelas de por vida, algunas muy graves, que pueden afectar su desarrollo cognitivo, cardiovascular y respiratorio, entre otros. 

Para poder corregir la situación y hacer que el numero de supervivientes aumente, la universidad de Barcelon lidera un estudio mediante el cualcreará una placenta artificial que recree las condiciones del útero de la madre. 

El estudio está liderado por Eduard Gratacós y cuenta con el apoyo de la fundación "La Caixa", que donará cerca de 7 millones de euros. 

“El feto está preparado para vivir dentro de la madre, respira y se alimenta a través de ella. Podemos desafiar a la naturaleza, sacarlo antes de lo previsto y ayudarlo a sobrevivir, pero por debajo de las 26 semanas topamos con los límites de la biología” puesto que la mayoría de sus órganos se están aún formando, explicó Gratacós. A veces logramos que esos prematuros extremos sobrevivan, pero a costa de unas secuelas muy importantes a lo largo de toda su vida. Por eso necesitamos un proyecto disruptivo como éste” añadió. 

La primera fase del proyecto durará unos 2,5 o 3 años, en la que se creará un prototipo de placenta, que consistirá en una bolsa artificial blanda fabricada con un biomaterial semitraslúcido llena de un líquido caliente similar al amniótico. La idea es que el feto, una vez se saque del útero materno, se introduzca en esa bolsa y se conecte su cordón umbilical a otro artificial por el que se le pasará oxígeno, nutrientes, hormonas y todas las sustancias que hubiera recibido a través de la madre. 

El bebé estará sometido a un seguimiento mediante técnicas no invasibas que permitirán recopilar datos que alimentarán una inteligencia artificial para poder ir aplicando mejoras en el sistema.

En esta primera fase, el prototipo se validará con fetos de oveja y, de tener éxito, se podría dar el salto a ensayos con fetos humanos en entre 4 y 6 años.

“Hemos realizado experimentos previos en que ya hemos logrado mantener vivo a un feto de oveja durante horas. El siguiente paso será lograr que sobreviva días y luego semanas, pero con un desarrollo cerebral, cardíaco, pulmonar, metabólico óptimos”, apuntó Gratacós. Con esta idea, implementarán sonidos maternos en esa placenta artificial, cruciales para el desarrollo cognitivo del feto. También estudiarán cómo facilitar el vínculo entre madre e hijo.

Gratacós ha afirmado que “Barcelona es uno de los pocos sitios del mundo en que se puede emprender un proyecto como éste, porque tenemos la capacidad, el conocimiento y el entorno científico-tecnológico para conseguirlo”.

El proyecto contará con más de 200 trabajadores de diversos centros de investigación, como el Institut Químic de Sarrià, que desarrollará los biomateriales; la Universitat POlitècnica de Catalunya, encargada de diseñar un brazo robótico que permita realizar cirugías fetales en caso de que sean necesarias; y el Institut de Bioenginyeria de Catalunya, que creará los microsensores. Además, el proyecto contará con diversos comités supervisores en los que habrá expertos en derechos reproductivos y bioética, así como padres y madres de niños prematuros.


 

Científicos españoles crearán una placenta artificial para salvar la vida a bebés...
Comentarios