jueves. 18.04.2024

l alcalde de Pozoblanco (Córdoba), Santiago Cabello, espera que "en las próximas semanas" se pueda restablecer el consumo de agua potable en los grifos de las casas de los 80.000 vecinos de los pueblos de las comarcas de Los Pedroches y El Guadiato, en el norte de la provincia cordobesa, después de un año sin él, recibiendo el agua potable en camiones cisterna.

En una entrevista con Canal Sur Televisión, recogida por Europa Press, el regidor ha valorado que "afortunadamente con las lluvias que han caído en estos últimos días, después de toda la analítica y todos los parámetros, se vuelva a la normalidad, se pueda tener ese agua tan necesaria y tan importante para, no sólo los campos, sino para las localidades del norte".

En este sentido, Cabello ha resaltado que el pantano de Sierra Boyera "se encuentra a algo más ya del 70%, con casi 30 hectómetros cúbicos de agua, y ahora mismo, con esa cantidad de agua disponible para abastecer al norte de la provincia, a las comarcas del Guadiato y Los Pedroches, se trabaja desde la Diputación, en colaboración con la Junta de Andalucía, para que los parámetros cumplan con todos los requisitos", de forma que "si todo transcurre con absoluta normalidad, en las próximas semanas se pueda restablecer el consumo de agua potable en los municipios", ha asegurado.

Según ha expuesto, "ha venido un balón de oxígeno importante con la lluvia caída en estos últimos días, pero no se puede olvidar la falta de infraestructuras y planificación que ha hecho en estos últimos años que aprendamos la lección y que todas las administraciones se pongan a trabajar, como ya algunas lo hacen en estos últimos meses".

Así, ha defendido que "se hagan conexiones importantes entre los tres pantanos, La Colada, Sierra Boyera y Puente Nuevo, que esa infraestructura llegue a buen puerto y, sobre todo, que cuando vengan años de sequía, que vendrán, no haya que volver a pasar las situaciones tan desagradables y tan injustas que se han pasado".

OBRAS EN MARCHA

Mientras, el primer edil de Pozoblanco ha recordado que "hay obras en marcha por la propia Diputación, con la Junta de Andalucía, en el embalse de Sierra Boyera, donde se hace una potabilizadora de última generación, donde se pueda depurar y potabilizar el agua que hay", a lo que ha añadido que "las conexiones que corresponden a la Junta para el traslado de agua desde La Colada a Sierra Boyera también están en marcha, prácticamente a muy pocos días de que pueda empezar la actuación".

En este caso, Cabello ha manifestado que son "más de 15 millones de euros de inversión en infraestructuras y puestos en marcha entre la Diputación y la Junta de Andalucía", a lo que ha agregado que "ahora quedaría la última pata de ese pilar fundamental, que es la conexión entre Puente Nuevo y Sierra Boyera, que corresponde a la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir", de modo que "el Gobierno central tiene que poner sus responsabilidades en esta actuación".

Ante ello, ha indicado que desde los municipios y los ayuntamientos seguirán "reivindicando a la Administración central, porque esa conexión de Puente Nuevo se puede ejecutar y esté dentro del plan hidrológico que se necesita no solamente en el norte de la provincia, sino en toda Andalucía, porque vendrán años de sequía, muy difíciles".

En palabras del regidor, "hay que estar preparados para que no vuelvan a suceder estas situaciones, que no las merecemos, son totalmente injustas, y que los pueblos y las zonas rurales necesitamos de infraestructuras hidráulicas, de más potencia eléctrica y de comunicaciones, para poder trabajar y vivir".

LA OPTIMIZACIÓN

De este modo, ha apuntado a "trabajar de manera conjunta, no sólo las administraciones, también los ciudadanos", de cara a "poner en común el bien tan importante que es el agua", con "todas las medidas y estrategias" para "un mayor ahorro de consumo de agua, la optimización y mejor gestión del agua".

Al respecto, Cabello ha comentado que "la Diputación hace medidas muy importantes", como "en el pantano de La Colada, en Cuartenero y la potabilizadora de última generación en Sierra Boyera", con el fin de "mejorar la depuración y la potabilización del agua".

También, cree que "hay que articular que la ganadería y la agricultura sigan jugando un papel fundamental y un pilar esencial en las comarcas y que pueda llegar el agua suficiente a los ganaderos para que puedan seguir funcionando, seguir manteniendo la actividad tan vital en nuestra zona y que la economía de la zona rural del norte de la provincia siga siendo muy presente y siga estando muy viva".

Pozoblanco espera que se restablezca el suministro del agua después de un año