viernes. 19.04.2024

La escena dejó mucho de que hablar ya que muchos fueron los vecinos que pasaron en frente del escaparate y grabaron todo lo que estaba sucediendo. Resultaba muy extraño encontrar una joyería cerrada, con la estridente alarma sonando y pidiendo salir un ladrón disfrazado de mujer. 

Además, conforme fueron pasando los minutos el joven se dio cuenta de que la situación no podía mejorar y decidió hacer caso a los vecinos que fueron dándole instrucciones sobre que se quitase el disfraz y fuese dejando las joyas. 

Una dependienta deja encerrado al ladrón en la joyería hasta que fue detenido