sábado 4/12/21

Comienzan los trabajos arqueológicos en los Baños de la Pescadería, Ategua y el Castillo de Belalcázar

La iniciativa, que cuenta con una subvención pública de casi 300.000 euros, tiene como objetivo explorar de forma total estos enclaves.
Los Baños de la Pescadería son, desde 1954, un Bien de Interés Cultural.
Los Baños de la Pescadería son, desde 1954, un Bien de Interés Cultural.

La delegada de Cultura y Patrimonio Histórico, Cristina Casanueva, ha informado que la Junta de Andalucía va a iniciar trabajos de investigación arqueológica en los Baños de la Pescadería, Ategua y el Castillo de Belalcázar, con una inversión de más de 209.000 euros y que estarán finalizados antes de que termine el año.

En cuanto a los Baños árabes de la Pescadería, inscritos como Bien de Interés Cultural con la tipología de Conjunto Histórico desde 1954, Casanueva ha explicado que el objetivo es la realización de una actividad arqueológica puntual y el levantamiento planimétrico en Acad por fotogrametría, “para completar el conocimiento arqueológico del enclave y disponer de una planimetría adecuada de cara a la redacción de proyecto de restauración y puesta en valor para la visita pública”.

La delegada ha señalado que la investigación arqueológica del solar “ha identificado en el subsuelo estructuras romanas y una cimentación islámica de época califal, pero la adscripción cronológica del baño islámico inicial conservado está pendiente de la investigación arqueológica, que cuenta con una reforma posterior bajomedieval de ampliación de la sala caliente hacia el Este”. Tras la conquista de Córdoba, en 1236, el edificio de baños o hammam islámico pervive en su mantenimiento y uso en época cristiana más de dos siglos.

En 1453 se produce la venta de “Las casas del Baño de la Pescadería” a Bartolomé Rodríguez, lo que puede indicar posiblemente su cese como establecimiento de baños públicos. En este momento se realiza una reforma de fragmentación de la propiedad y la adecuación de las partes resultantes para el nuevo uso de vivienda con la apertura de huecos para el acceso o iluminación de las habitaciones; la creación de corredores para el acceso de viviendas en el interior de la manzana, como sucede en los números 4 y 10 de la calle Cara; la elevación de una primera planta sobre las bóvedas de la sala caliente y crujía de fachada a la calle Cara; y la creación de escaleras de acceso a esta primera planta, que en el caso de calle Cara 8 se disponen con acceso directo desde dicha calle.

Todas estas actuaciones de adecuación a viviendas, se realizan bajo el estilo mudéjar, patente por la utilización de un mismo tipo de ladrillo en las distintas reformas y en los pórticos de un patio que utiliza materiales de acarreo para la basa, columna y capitel. La transformación del Baño de la Pescadería para su adecuación a viviendas forma ya parte integrante del monumento y pervive en los inmuebles de la calle Cara 4, 6, 8 y 10.

El proyecto tiene un presupuesto de 61.234,65 euros, está dirigido por la arqueóloga Vanessa Mariscal y el arquitecto técnico Luis de Olmedo Gordillo y ejecutada por la empresa constructora local Cooperativa de la Construcción de Villanueva de Córdoba. Por su parte, el levantamiento planimétrico tiene un presupuesto de 9.654,59 euros, y estará dirigido por el arquitecto Jaime Lucena.

Casanueva ha destacado la apuesta de este Gobierno por “el último espacio en el que nos quedaba por intervenir en la provincia, para recuperarlo y mostrarlo a la ciudadanía como parte importante del patrimonio que atesoramos y que es un recurso generador de una actividad económica importante”. La intervención en los Baños Árabes de la Pescadería va a posibilitar que Córdoba cuente con una red de baños que no tienen otras ciudades.

Castillo de Belalcázar

Casanueva se ha referido a otro proyecto en este caso en el Castillo de Belalcázar, propiedad de la Junta de Andalucía. En concreto, se va a actuar en la Plaza de Armas del interior del Castillo “que sigue siendo desconocida por la acumulación superficial de escombros o rellenos que impiden visualizar las estructuras o pavimentos originarios subyacentes”, señala Casanueva quien explica que el objetivo es “facilitar al visitante la comprensión de este amplio espacio interior de la fortaleza”.

El proyecto contempla acometer una primera actuación en el ámbito del recorrido turístico, aproximadamente del 30 % al 40 % de su superficie, desde la puerta de entrada al castillo hasta la puerta de entrada a la Torre del Homenaje, que permita interpretar visualmente la organización originaria de este espacio de la plaza de armas del Castillo, la ubicación del patio principal, galerías o crujías edificadas, así como algunos espacios soterrados existentes y del pozo-aljibe ubicado en el centro del patio.

La actuación, tiene un presupuesto de 62.488,39 euros, y estará dirigida por el arqueólogo Manuel Cobo de la empresa Salsum Tur SL, por el arquitecto técnico Miguel Ángel Izquierdo y ejecutada por la empresa constructora local Construcciones Manuel Maya.

La delegada ha destacado que desde 2019 el actual Gobierno de la Junta de Andalucía “no ha dejado de intervenir un solo año como puede datarse, con las actuaciones de investigación y conservación, tales como la “Consolidación y Puesta en valor del Recinto Amurallado y Castillo de Belalcázar”, “Actuaciones de Urgencia en materia de Seguridad en el recinto amurallado del Castillo de Belalcázar”, o el “proyecto Museológico-Museográfico para la adecuación a la visita pública” y la apertura del castillo a la ciudadanía mediante visitas guiadas, que en la actualidad está en fase de redacción final”.

Ciudad romana de Ategua

En cuanto a la ciudad romana de Ategua, la delegada ha explicado que se va a llevar a cabo una actividad arqueológica puntual para la consolidación y conservación urgente de las termas y la panadería levantadas en las calles 1 y 17. En concreto, se va a proceder a excavar la línea de fachada Oeste de la manzana 37, abierta hacia el cardo máximo en la calle 1 en la que se levantan las termas, la panadería y el posible establecimiento intermedio. Igualmente se va a excavar la panadería hacia el Este, siguiendo la línea de fachada de la calle que la delimita por el Sur hasta localizar su cierre por ese lado.

El proyecto contempla la recuperación de material orgánico polínico y carpológico con el fin de recrear el ámbito medioambiental romano y las semillas asociadas al mismo, con la recuperación del pan elaborado en el siglo II después de Cristo.  Se va a llevar a cabo un diagnóstico de conservación y consolidación de las estructuras para su preservación como consecuencia del terremoto de la primera mitad del siglo II después de Cristo, así como la conservación preliminar de las estructuras y los edificios, un levantamiento axonométrico y 3D de las estructuras y edificios para su lectura didáctica y una puesta en valor y musealización de los mismos para su incorporación en el recorrido de visitas. El presupuesto total del proyecto asciende a 76.471 euros bajo la dirección de Juan de Dios Borrego.

En diciembre de 2018 se llevó a cabo una prospección geomagnética sobre la terraza superior del Enclave Arqueológico de Ategua. Gracias a la misma, ha sido posible documentar la riqueza arqueológica del yacimiento y visiblizar e interpretar el urbanismo romano de la ciudad. En 2020 se llevó a cabo una intervención arqueológica puntual en el posible espacio forense del yacimiento. Los resultados han permitido documentar la esquina formada por el cardo y el decumano máximo, calles 1 y 17 respectivamente, e identificar los edificios que se levantan en esa ángulo, concretamente una panadería y las salas correspondientes al edificio termal, conocido desde los años 80 del pasado siglo, al norte de la misma.  El abandono de esta zona durante la primera mitad del siglo II después de Cristo, fue debido a un terremoto cuyas consecuencias parecen devastadoras.

Cristina Casanueva ha señalado que la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico “cree firmemente en potenciar la riqueza del yacimiento de Ategua, apoyándolo con importantes inversiones e investigaciones científicas, en un enclave olvidado durante décadas”.

Para Casanueva, estas tres actuaciones que “son fundamentales para un mayor conocimiento de nuestro patrimonio y que van a realizarse durante estos meses hasta finalizar el año, ponen de relieve el compromiso total de este Gobierno con la protección del patrimonio y su difusión, apostando sin fisuras por la investigación y la puesta en valor de los mismos”.

Para la delegada, el Gobierno de Juanma Moreno “demuestra su compromiso con la protección y conocimiento de nuestro patrimonio en la provincia, de forma que sigamos siendo un atractivo turístico y sin duda, un importante motor para la recuperación económica”.

Por último, Casanueva ha destacado que estos proyectos de investigación arqueológica sobre el patrimonio, contribuye igualmente al fomento del empleo, el desarrollo de las empresas del sector y los profesionales que desarrollan estos trabajos para la puesta en valor del patrimonio de la provincia”.

Comienzan los trabajos arqueológicos en los Baños de la Pescadería, Ategua y el...
Comentarios