lunes. 05.12.2022

El Ayuntamiento de Hornachuelos ha adjudicado su servicio de catering, uno de sus proyectos de desarrollo más importantes. Las instalaciones de este nuevo proyecto se ubican en una parcela del polígono industrial y cuentan con una inversión cercana a los 300.000 Euros que ven la luz gracias a la cofinanciación de ENRESA a través de la orden del Ministerio para la Transición Ecológica.

 “La finalización procede de la aportación municipal, por un lado, más los fondos conseguidos al presentar el proyecto a esa convocatoria regulada en la orden ministerial, conformando así una inversión de alrededor de unos 300.000€. Por último, la empresa concesionaria del servicio aporta también al proyecto 40.000€ tal como se establecía obligatoriamente en el pliego de licitación. Este es un requisito que exigimos en estas concesiones con dos objetivos fundamentales. El primero que la empresa que va a explotar el proyecto esté totalmente involucrada y comprometida con el mismo, y esto pues solo se asegura haciendo que haya puesto capital propio en su ejecución. Y, por otra parte, de esta manera conseguimos también hacer el proyecto más grande gracias a esa aportación de la empresa, lo que le da más posibilidades de éxito a la hora de generar actividad económica y empleo el municipio” explica Alejandro Tamarit responsable de la Delegación de Desarrollo del Ayuntamiento de Hornachuelos.

Además de esos 40.000 Euros obligatorios, la empresa adjudicataria puede hacer una inversión superior si lo ven oportuno. Se espera que este servicio pueda complementar a los otros muchos con los que ya cuenta el pueblo y evolucionen positivamente y se consoliden en el municipio. 

A pesar de lo interesante del proyecto, Tamarit ha recordado que licitación fue publicada por todos los medios que cuenta el ayuntamiento, además de ser anunciada por radio y prensa a nivel provincial, intentando llamar la atención de más empresas. A pesar de los esfuerzos no se presentó ni un solo candidato, por lo que se siguió con los procedimientos recogidos por la ley y se abrió un nuevo proceso, pero en este caso negociando a nivel particular con algunas empresas locales que fueron consideradas con gran explotación para la actividad. Finalmente, la única empresa que mostró verdaderamente interés por la concesión fue Ocio-Bembézar, una empresa que trabaja localmente y acabó convirtiéndose en la adjudicada.

Se ha construido una nave de 300 metros cuadrados en una parcela de 750 metro cuadrados y está dotada de todo el equipamiento necesario para la puesta en marcha de las actividades. La parcela comparte espacio con otro de los proyectos importantes para la localidad, la lavandería.

Tanto la puesta en marcha de la lavandería que se adjudicara en breve, como del catering industrial recién adjudicado,  quieren aprovechar un municipio en auge turístico y que de momento debe encontrar servicios para satisfacer su nueva realidad turística. Se trata de dos nuevos proyectos en el ámbito del desarrollo, la generación de empleo y de actividad económica dirigidos al ámbito industrial y de servicios que nacen como fórmula para diversificar nuestra red de actividad económica como una herramienta fundamental para luchar contra los peligros que acechan a los entornos rurales.

El equipo de gobierno se muestra muy orgulloso por poder culminar todas las fases de un proyecto, “así que seguimos y seguiremos trabajando para continuar desarrollando nuevos proyectos que en breve verán la luz para seguir sumando oportunidades y recursos a nuestro municipio”, concluye Tamarit.

Adjudicado el catering de Hornachuelos
Comentarios