domingo. 14.07.2024

Agentes de la Guardia Urbana de Barcelona y la Policía Local de Santa Coloma de Gramenet (Barcelona) han detenido a tres hombres como presuntos autores de un robo de una bolsa con más de 100.000 euros en un vehículo en la autopista AP-7.

Los detenidos tienen antecedentes por otros delitos contra el patrimonio, la mayoría por robos en autopistas, informa el Ayuntamiento de Barcelona este sábado en un comunicado.

Les detuvieron el miércoles sobre las 19.00 horas, cuando un hombre y una mujer que circulaban por la AP-7 hacia Barcelona vieron que un vehículo con tres hombres se les ponía delante tocando el claxon para obligarlos a frenar.

Simulando una avería, los tres presuntamente aprovecharon la voluntad de las victimas de ayudar para robar la bolsa con el dinero y marchar rápidamente.

SIGUIENDO UN LOCALIZADOR

Gracias a un localizador que llevaba la bolsa con el dinero, las víctimas pudieron seguir el objeto y fueron a la comisaría más cercana, de la Policía Local de Santa Coloma, para explicarlo y describir el vehículo de los autores.

Desde dependencias policiales, los agentes rastrearon la ubicación de las pertenencias robadas y las localizaron en Barcelona, en el distrito del Eixample, por lo que contactaron con la Guardia Urbana de la capital catalana.

La policía local de Barcelona, en contacto permanente con los agentes de Santa Coloma de Gramenet para saber los movimientos de los sospechosos, se personaron en el cruce entre las calles Rocafort y Provença, donde localizaron un vehículo que coincidía con la descripción aportada por las víctimas.

Los agentes de Barcelona detuvieron el vehículo, identificaron a los ocupantes y encontraron en el interior del coche la bolsa robada, así como documentación con el nombre de una de las víctimas, aparatos electrónicos, dinero en efectivo y otros objetos personales.

En el vehículo registrado, la Guardia Urbana también encontró un reloj de lujo valorado en 80.000 euros que era propiedad de una de las víctimas.

Tres detenidos por el robo de una bolsa con más de 100.000 euros en la AP-7 en Barcelona