jueves 6/5/21

Nuevas pruebas esperanzadoras en el caso de Anna y Olivia, las niñas desaparecidas en Tenerife

Se ha encontrado sangre perteneciente al padre de las pequeñas, además de localizar una transferencia efectuada por Gimeno de 55.000 euros

Cartel de búsqueda de las pequeñas desaparecidas Anna y Olivia. Twitter
Cartel de búsqueda de las pequeñas desaparecidas Anna y Olivia. Twitter

Después de que se cumpla una semana desde que las pequeñas Anna y Olivia desaparecieran en Tenerife, la investigación ha mostrado nuevas pruebas que suponen un rayo de esperanza para la madre de las niñas.

La sangre que se encontró en la lancha pertenece al padre de las niñas. Según los investigadores, Gimeno se podría haber cortado cuando rompió una de las lunas de su coche, para coger las llaves que se había dejado dentro, y fue entonces cuando empezó a derramar sangre, dejando rastros vitales para el caso.

Por otro lado, y sumándolo a las novedades en las pruebas, según la Guardia Civil el padre de las niñas, el día anterior a que se las llevara, hizo una transferencia de 55.000 entre sus cuentas, dando lugar a pensar que todo lo tenía planeado.

Estas son las dos novedades del caso de Anna y Olivia, las niñas desaparecidas a manos de su padre en Tenerife. Investigadores y agentes de la policía continúan a esta hora buscando por tierra, mar y aire cualquier otra pista que pueda aportar novedades a la investigación, que está siendo una pesadilla y un quebradero de cabeza para la familia de las pequeñas, aún insólita.

Comentarios