jueves 29/7/21

¿Hay que llevar mascarilla? ¿Se contagia por el agua? Todo sobre las piscinas y el coronavirus

Piscina. ARCHIVO
Piscina. ARCHIVO

Comienza la época de verano y lo que más apetece es meterse en el agua. Ya sean comunitarias o públicas, van a ser un gran alivio y el centro de ocio de muchos, pero de nuevo en el contexto de época de coronavirus.

Quizá este verano de 2021 surjan menos dudas que en el pasado, cuando estaban las fases de desescalada y no éramos expertos en el uso de mascarillas y diversas medidas de prevención, pero todavía hay cuestiones que siguen produciendo inquietudes.

Las respuestas más comunes a las preguntas que hay sobre las piscinas y el coronavirus son las siguientes:

Por un lado, el Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) ya que el verano pasado determinó que “en actividades recreativas, la infección por SARS-CoV-2 por contacto con el agua de condiciones estándar para el baño, es muy poco probable".

“En piscinas y spa, en dónde el uso de agentes desinfectantes está ampliamente implantado con el fin de evitar la contaminación microbiana de las aguas por la afluencia de usuarios, la concentración residual del agente de desinfección presente en el agua debería ser suficiente para la inactivación del virus” afirmaba.

Pero el organismo recordaba que “estas actividades generalmente implican una pérdida de las medidas recomendadas de distanciamiento social” por lo que no hay que relajarse y sobre todo evitar cualquier aglomeración.

Los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC) consideran asimismo que el contagio en una piscina es muy poco probable.

“Obviamente, si en la piscina hay mucha gente, eso sí aumentará la probabilidad de un contagio a través de los aerosoles que las personas emiten al hablar o gritar", resaltó el doctor Elmer Huerta en un podcast de la CNN a principios de año.

Por último, una investigación del Imperial College de Londres, ha corroborado que el cloro presente en el agua de las piscinas inactiva el coronavirus en 30 segundos.

En cuanto a llevar la mascarilla cuando se está en la toalla, el Consejo Interterritorial de Sanidad en abril es que están exentos de tener que llevar mascarilla "los momentos de descanso antes o después del baño" o en la práctica de un deporte en el medio acuático, en el entorno del mismo".

Pero hay una excepción: “En el caso de piscinas cubiertas solo se entenderá por momento de descanso el estrictamente necesario entre intervalos de actividad”.

Es obligatorio llevarla en los accesos, paseos o desplazamientos por las instalaciones de la piscina, sin importar si la piscina es al aire libre o está cubierta. También en los vestuarios, salvo el momento de la ducha. 

Este verano volverán los aforos restringidos, aunque depende del territorio. Tres ejemplos: las piscinas de Zaragoza abrirán con un aforo del 50%, las de Madrid con un 60% y la de Burgos el 75%.

La mayoría ha fijado una distancia interpersonal de 1,5 metros, aunque hay autonomías que han fijado extensiones mínimas para estar en la toalla, como 3 metros cuadrados fijados en Madrid o 4 en Navarra.

Por ello, es mejor consultar las restricciones de la zona para saber si hay que reservar o no.

Comentarios