martes. 04.10.2022

La nieve en el patio del colegio La Salle La Paloma evitó que hubiera niños en el recreo durante la explosión

Ambulancias del Samur 112 momentos después de la fuerte explosión registrada la calle Toledo de Madrid - Jesús Hellín - Europa Press
Ambulancias del Samur 112 momentos después de la fuerte explosión registrada la calle Toledo de Madrid - Jesús Hellín - Europa Press

El Grupo Los Nogales ha confirmado que no hay víctimas ni heridos de la residencia de ancianos situada en el edificio próximo a la residencia sacerdotal del Arzobispado que ha registrado esta tarde una fuerte explosión en la calle Toledo de Madrid.

"Para la tranquilidad de las familias de residentes y trabajadores de Los Nogales La Paloma, no hay que lamentar víctimas ni heridos a consecuencia de la gran explosión en el edificio contiguo. Los residentes han sido trasladados a un hotel para garantizar su seguridad, señala el grupo en su cuenta de Twitter.

Al menos dos personas han muerto y varias han resultado heridas consecuencia de la explosión. En una intervención a los medios en la zona, el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida ha indicado que la deflagración se ha debido a un escape de gas, que ha destrozado al menos cuatro plantas de ese inmueble, que está en estos momentos incendiándose por dentro.

No obstante, los Bomberos del Ayuntamiento no han entrado dentro porque se podría producir un embalsamiento de gas que derrumbaría todo el edificio y la idea es que se produzca una derrumbe controlado.

Según ha apuntado el alcalde, no se han producido víctimas ni en la residencia de ancianos cercanos, cuyos usuarios han sido evacuados al hotel de enfrentes, ni tampoco en el colegio anexo. Los Bomberos están evaluando si ha habido daños estructurales en dichos edificios, ya que han caído cascotes al patio del centro educativo.

El Ministerio del Interior ha informado de que la Policía Nacional ha abierto una investigación tras personarse en el lugar donde se ha registrado una fuerte explosión en la calle Toledo de Madrid.

Según informa Interior a las 16.45 horas, la explosión se ha producido a las 14.56 horas y ha causado importantes daños en un edificio del número 98 de la calle Toledo, en la capital.

"La Policía Nacional, que acude al lugar tras varias llamadas al 091, investiga las causas de la explosión", ha señalado este departamento, que añadía que todavía no era posible precisar el número de personas afectadas en el suceso.

Unidades de Policía Municipal, SAMUR y Bomberos han acudido también a la zona, donde se ha organizado un hospital de campaña en la plaza de Puerta de Toledo. Interior asegura que seguirá actualizando la información sobre este suceso.

El edificio de la calle de Toledo número 98, en Madrid, donde se ha producido una fuerte explosión este miércoles 20 de enero minutos antes de las 15.00 horas, es un edificio de la parroquia de La Virgen de la Paloma donde viven los sacerdotes.

Según han confirmado a Europa Press fuentes del Arzobispado, se trata de un edificio de la parroquia. Además, la propia parroquia ha confirmado, a través de Twitter, que donde se ha producido la explosión son los salones y la vivienda de los sacerdotes.

"Pedimos que recéis por que no haya víctimas. Son los salones y la vivienda de los sacerdotes de la parroquia. Los sacerdotes están atendidos por Samur y fuera de peligro", subraya la parroquia.

Además, advierten de que "hay una persona laica" que se encontraba en una de las plantas del edificio y a la cual "no se localiza".

El arzobispado ha concretado que el edificio es anejo al templo y en él se ubican dos pisos de los sacerdotes, varios locales parroquiales y de Cáritas, y precisan que "ha quedado destrozado". "Dos de los sacerdotes están bien y uno ha sido trasladado al hospital", añaden.

Según ha informado el alcalde de la capital, José Luis Martínez Almeida, al menos dos personas han muerto y al menos ocho han resultado heridas consecuencia de la explosión. Los fallecidos son una mujer de 85 años y un hombre, con edad desconocida de momento.

Momentos posteriores a una fuerte explosión registrada la calle Toledo que ha hundido tres plantas de un edificio, en Madrid, (España), a 20 de enero de 2021. La explosión se ha producido minutos antes de las tres de la tarde y como consecuencia hay un ed - Europa Press

La nieve que cubre todavía el patio del colegio La Salle La Paloma de la calle Toledo, colindante al edificio que ha registrado estar tarde una fuerte explosión, ha evitado una desgracia dado que un día normal los alumnos estarían en el recreo.

Parte de los escombros del edificio afectado por la deflagración han caído al patio de este colegio, vacío debido a la nieve aún sin derretir que dejo la borrasca Filomena. Tras la explosión, los alumnos han sido evacuados.

En un comunicado colgado en su cuenta de twitter, la dirección del colegio ha confirmado que todos los alumnos y los profesores han resultado ilesos de la explosión.

La explosión ha destruido tres de las cinco plantas del edificio propiedad del Arzobispado y que es una residencia sacerdotal en la que viven varios sacerdotes.

La Policía Nacional descarta en un principio un artefacto explosivo o un atentado como causa de la deflagración. Al menos hay tres fallecidos y una persona desaparecida.

Las primeras hipótesis apuntan que la explosión se ha producido "de dentro hacia afuera". Y se baraja que se debió a un problema de la caldera del inmueble que en ese momento estaba siendo revisado y explotó. Luego, como consecuencia del gas almacenado se produjo una segunda deflagración, la más importante.

De hecho, uno de los dos afectados por el suceso podría ser un joven electricista. Además, todavía se está buscando a una persona, concretamente a un sacerdote que vivía en ese complejo parroquial, según trasladan fuentes de la investigación.

La nieve en el patio del colegio La Salle La Paloma evitó que hubiera niños en el...
Comentarios