sábado 28/5/22

Llega el verano y las ganas de vernos bien y de perder los kilos de más que hemos cogido durante el invierno aumentan. De hecho, la mayoría de las personas recurren a métodos extremos poniendo en riesgo su salud.

Pero sabemos que no hay milagros, aunque los avances médicos han demostrado poder ayudar a quienes sufren obesidad. En este caso se trata de un medicamento llamado tirzepatide elaborado por la farmacéutica Eli Lilly. Consigue reducir el apetito y aumentar la sensación de saciedad.

El estudio se encuentra en fase III de ensayo y se ha probado en pacientes con sobrepeso pero que también tenían otros problemas como diabetes o hipertensión. Los resultados han demostrado que cuanta más dosis mayor peso lograban perder los candidatos.

"Milagro no es una palabra que debamos utilizar en ciencia. Son fármacos que tienen una potencia que hasta ahora era desconocida", ha dicho Esteban Jódar, jefe de servicio de Endocrinología y Nutrición del Hospital Universitario Quirónsalud Madrid.

Se trata de una inyección a la semana que puede hacer perder hasta 23 kilos, pero no es un fármaco apto para todos. Los expertos explican que es un medicamento específico para aquellos que tienen alguna patología no para aquellos que quieren quitarse únicamente unos kilos de cara a verano.

De momento, los únicos datos disponibles los ha comunicado la propia compañía del fármaco ya que aún no han sido evaluados por ninguna agencia reguladora del medicamento.

Un nuevo fármaco promete adelgazar hasta 23 kilos sin dejar de comer
Comentarios