jueves. 30.05.2024

La Policía Nacional ha desarticulado en Marbella (Málaga) una casa de citas donde supuestamente eran explotadas sexualmente siete mujeres de origen sudamericano, que habrían sido captadas en sus países de origen con falsas ofertas de trabajo.

Tras la investigación, los agentes han detenido a una mujer de 47 años, al frente de la trama, por su presunta implicación en un delito relativo a la prostitución. En un registro en la vivienda se han intervenido 117.000 euros en efectivo y numerosas joyas, ha indicado la Policía Nacional en un comunicado.

La operación 'Caballo', realizada por agentes adscritos a la Unidad contra las Redes de Inmigración y Falsedad Documental (Ucrif) de la Comisaría Local de Marbella, se inició a partir de una llamada al Centro Inteligente de Mando, Comunicación y Control Cimacc 091, en la que se informaba de la situación de explotación sexual de mujeres en un piso de Puerto Banús, en la localidad malagueña de Marbella.

Así, de acuerdo con las pesquisas, los agentes confirmaron que en la vivienda en cuestión se desarrollaba la prostitución por parte de siete mujeres, las cuales habrían sido captadas en países de Sudamérica con falsas ofertas laborales, que prometían empleos en España desde peluqueras a bailarinas "para una vida mejor".

UNA DEUDA DE 7.000 EUROS POR GASTOS APAREJADOS A LA OFERTA DE TRABAJO

Al frente de la captación --bajo engaño-- de las víctimas estaría la investigada, una mujer que costeaba el viaje a España de las chicas, informándoles justo a la llegada que habían contraído una deuda de unos 7.000 euros de media y que debían ofrecer servicios sexuales en una casa de citas para devolver esa cantidad económica.

De este modo, las víctimas se habrían visto forzadas a ejercer la prostitución bajo amenazas, siendo además sometidas a un férreo control y vigilancia por parte de la sospechosa, que era la única persona que cobraba a los clientes, mientras las chicas no disponían de dinero, ni siquiera para comer.

Con las diligencias realizadas, los agentes conocieron, además, que las meretrices tenían que estar disponibles las 24 horas del día para atender los servicios que saliesen y que, además, les habían retirado el pasaporte.

Finalmente, la Policía Nacional practicó una diligencia de entrada y registro en la casa de citas, interviniendo 117.000 euros escondidos en una estancia del inmueble, así como numerosas joyas. Los agentes detuvieron a la investigada por su presunta responsabilidad en un delito relativo a la prostitución. De los hechos conoce el Juzgado de Instrucción número 3 de Marbella.

Desarticulan una casa de citas en Marbella donde se explotaba sexualmente a mujeres