jueves. 18.08.2022

Permitir o no permitir fumar en las terrazas se ha convertido en un debate constante desde que el  el Ministerio de Sanidad propusiese en la Comisión de Salud Pública que se prohíba hacerlo independientemente de que haya distancia de seguridad o no o de que sea un espacio más o menos abierto.  En algunas comunidades autónomas, como Navarra la Justicia ya optó por una decisión: allí se fuma guardando las distancias y con precauciones. 

La comunidad científica lo tiene más que claro: respirar las partículas con virus que se expulsan al toser o hablar a la hora de fumar potencia los contagios, aunque estemos en una terraza. 

Según José Miguel Rodríguez González-Moro, jefe de Neumología del Hospital Príncipe de Asturias, si medimos en una escala el riesgo de contagio por aerosoles con virus en una terraza: “Quitarse la mascarilla estaría en un dos, toser estaría en 10 y el exhalar el humo del tabaco se situaría en siete y ocho”.

Carlos A. Jiménez Ruiz, presidente de la Sociedad Española de Neumología (SEPAR),afirma: “Está claro que cuando una persona fuma inhala ese humo del tabaco, pero después lo exhala. La carga viral que se expulsa, en caso de que ese sujeto estuviera contaminado por el coronavirus, es mucho más grande que la que exhalaría una persona que no hiciera esa exhalación de esa forma activa”, indica.

Siete comunidades autónomas ya tienen prohibido el acto de fumar en la terraza, pero sin informe jurídico no se plantea, de momento, como norma general. Ahora es la cuestión de los establecimientos, si quieren permitirlo o no. 

150 000 firmas a favor de no fumar

Nofumadores.org, la asociación realizó una petición a las comunidades autónomas a favor de la prohibición de fumar en las terrazas de hostelería. El apoyo social a esta medida es mayoritario y así lo demuestran las casi 150 000 firmas de la campaña de Change.org 'Terrazas sin humo ¡YA!' y muchos fumadores asumen que la terraza terminará por ser espacio sin humo. La petición fue valorada positivamente por la Comisión de Salud Pública que actualmente están estudiando esa medida. 

El tema de hostelería siempre fue bastante complicado. Cuando se fuma, hay que tener en cuenta que hay un un mayor número de personas sin mascarilla comiendo y bebiendo y, además, la concentración de personas en mayor.  Por ello, la organización considera que la medida de prohibir fumar en terrazas para evitar tanto la posible infección por COVID como el tabaquismo pasivo, supondrá una "gran mejora" tanto para los trabajadores de hostelería como para sus clientes.

"Los hosteleros deben entenderlo como una oportunidad para acabar con las controversias, al ser una ley sin excepciones y fácilmente interpretable se facilita su cumplimiento. Además, esta medida confiere calidad a sus establecimientos al aumentar la seguridad frente a la covid-19 y ayuda a combatir y reducir la pandemia, lo cual es imprescindible para la recuperación económica del país y de su sector en particular", ha detallado la presidenta de Nofumadores.org, Raquel Fdez. Megina.

Por todo ello, se ha pedido a las CC.AA que actualicen "urgentemente" sus decretos reguladores, para que la petición de no fumar en las terrazas fuera apoyada por la ley: se trata de incluir una señalización obligatoria de la prohibición en todas las mesas de las terrazas y la retirada total de los ceniceros. Sin embargo, hay que admitir que en algunas regiones como Madrid, todavía se siguen viendo los ceniceros en las terrazas, a pesar de haber sido suspendidos. 

 Un régimen sancionador

La asociación Nofumadores.org ha pedido también articular un régimen sancionador para alentar al cumplimiento y la implicación de las policías locales en el seguimiento del cumplimiento de la norma. Así lo ha hecho el ayuntamiento de Cádiz, que en una de sus mejores prácticas, ha implicado a sus policías locales a la hora de informar a los establecimientos, lo cual aumenta considerablemente el cumplimiento sin necesidad de multas.

  "Acabar con la norma de los dos metros de distancia de seguridad para fumar, una distancia inoperante y confusa, empodera a los ciudadanos que saben cómo y cuándo reclamar su derecho a no respirar un humo posible portador de aerosoles de Covid-19", señalan.

Terrazas sin humo, ¿Serán una regla generalizada en toda España?
Comentarios