lunes 28/9/20

Celaá: "No podemos pensar de ninguna de las maneras que los hijos pertenecen a los padres"

Ministra Celáa e Iván Espinosa de los Monteros
Ministra Celáa e Iván Espinosa de los Monteros

CBN. En el marco de la polémica y el debate suscitado por la propuesta de Vox de incorporar el Pin parental en la educación de los menores en la Comunidad de Murcia, el Ejecutivo ha informado que actuará con contundencia dentro del marco de la Ley para evitar que esa medida prospere.

A tal efecto, ha suscitado un importante revuelo mediático las declaraciones de la ministra Celáa al afirmar que "no podemos pensar de ninguna de las maneras que los hijos pertenecen a los padres".

Al mismo tiempo, Durante la comparecencia, la portavoz del Gobierno , durante la comparecencia posterior al Consejo de Ministros ha mostrado  la “preocupación” del Ejecutivo por la intención del gobierno de Murcia de establecer el llamado pin parental en el sistema educativo.

En este sentido, anunció que “el Ministerio de Educación ha remitido un requerimiento al ejecutivo murciano para que procedan a la retirada de la norma”, y ha avanzado que “el gobierno recurrirá por la vía administrativa o judicial cualquier intento de Vox, PP o Ciudadanos de vulnerar el derecho de los alumnos a recibir una educación integral en el respeto a la libertad”.

En relación con este asunto, la ministra de Educación, Isabel Celaá, ha explicado que las actividades escolares que se pretenden controlar con el pin parental no son actividades voluntarias, sino complementarias. “Son currículo básico” que determina el centro educativo y por lo tanto, “son de obligado cumplimiento para cursar la enseñanza y forman parte del derecho fundamental de la persona a ser educada”.

Por ello, denunció que este pin parental, “que afecta la tronco común de la enseñanza, vulnera el derecho fundamental a ser educado de cada uno de los niños y niñas, va contra los valores constitucionales, y contraviene las propias competencias que el centro educativo tiene atribuidas por ley para determinar su propio currículo”.

Por su parte, la ministra de Igualdad, Irene Montero, ha anunciado que solicitará su comparecencia a petición propia en la Comisión de Seguimiento del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, puesto que el pin parental supone “una clara ruptura” de este Pacto de Estado, dado que es un elemento claro de “censura educativa y de machismo”.

En este sentido, apuntó que los hijos e hijas de padres madres machistas tienen el mismos derecho que los demás a ser educados en los valores de la igualdad, al igual que los hijos e hijas de padres y madres homófobos, porque es uno de los pilares de la democracia.

“Esperamos que las fuerzas políticas de la derecha no se dejen arrastrar por Vox y rompan este Pacto de Estado”, dijo.

Posición de Vox

Por su parte, Iván Espinosa de los Monteros, portavoz de Vox en el Congreso se ha referido a la propuesta auspiciada por el partido en Murcia y Madrid,  sobre el pin parental al que ha definido como «un instrumento para dar a los padres libertad para elegir qué quieren hacer con sus hijos». En ese sentido VOX considera como indispensable que sean los progenitores quienes elijan o autoricen las actividades escolares en las que participarán los hijos.

Al mismo tiempo, desde VOX afirman que "aunque los medios han querido incidir en el conflicto que podría producirse entre intereses de los hijos y de los padres, Iván Espinosa ha repasado el panorama de la Comunidad de Madrid tras la ley LGTBI aprobada por el anterior gobierno del Partido Popular, presidido por Cristina Cifuentes, y apoyado por Ciudadanos, Podemos y el resto de la cámara, aclarando que, gracias a ella, los padres no tienen ningún poder de decisión".

Comentarios