domingo 26/9/21

Casi 30.000 mujeres españolas se beneficiarán del nuevo complemento de maternidad desde el primer hijo

El Consejo de Ministros ha aprobado este martes una modificación en el diseño del actual complemento de maternidad de las pensiones, que pasará a abonarse desde el primer hijo y tanto para mujeres como para hombres, después de que la justicia europea lo calificara de discriminatorio hacia los hombres en 2019. La medida sumará casi 400 euros anuales a las pensiones y dará acceso a casi 30.000 mujeres más.

Con este nuevo complemento, que ha sido aprobado en el marco del diálogo social con patronal y sindicatos y por recomendación del Pacto de Toledo, la pensión media de los beneficiarios aumentará en un 6 % y la mínima en un 8 % en el caso de haber tenido dos hijos. Según el ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, la medida beneficia especialmente a las pensiones más reducidas.

Hasta ahora, este complemento consistía en el incremento de las pensiones de jubilación, incapacidad o viudedad de las mujeres que hubieran sido madres de, al menos, dos hijos. Este aumento de las prestaciones era progresivo, del 5 % en caso de dos hijos; del 10 % si se había sido madre de tres, y del 15 % si los hijos eran cuatro o más.

En el rediseño que ha presentado el ministro, el complemento pasará a abonarse desde el primer hijo y podrá ser percibido por el progenitor que más haya visto perjudicada su carrera de cotización, independientemente de si es hombre o mujer.

Según las estimaciones del Ministerio a partir de vidas laborales de la Seguridad Social, se espera que el complemento siga favoreciendo más a las mujeres, ya que estima que en el 98 % de los casos serán ellas las que se verán perjudicadas. Además, si ninguno de los dos miembros de la pareja puede acreditar dicho perjuicio, el derecho se reconocerá a la madre o al progenitor con menor pensión.

Reducir la brecha de género en las pensiones

La medida tiene como objetivo reducir la brecha de género existente entre las pensiones de hombres y mujeres, que actualmente se sitúa en el 30 %. Para ello, este nuevo complemento estará en vigor mientras la brecha de las pensiones de jubilación sea superior al 5 %.

Según el ministro, este fenómeno desigual en las pensiones es consecuencia de la caída de las percepciones que se produce en las mujeres después de la maternidad de su primer hijo, lo cual "deriva en una menor pensión". "Hay que poner el énfasis en este hecho objetivo, que elimina el riesgo de que se vean afectados por una discriminación tanto hombres como mujeres", ha recalcado Escrivá.

Asimismo, en esta reforma del complemento el Gobierno da entrada a las personas que se jubilaron de forma anticipada con carácter voluntario, que hasta ahora estaban excluidos, quedando fuera los que se acogieran a una jubilación parcial.

Se trata del primer cambio de una reforma de pensiones más amplia que el Gobierno planea aprobar por fases, según se vayan alcanzando acuerdos en el marco del diálogo social.

El fin, ha dicho el ministro, es garantizar la sostenibilidad a largo plazo del sistema de pensiones, preservando el poder adquisitivo de los pensionistas. Entre las mdidas más destacadas, abre la puerta a la ampliación del número de años cotizados para calcular la pensión e incluye beneficios para las empresas que empleen a trabajadores de mayor edad.

Comentarios