sábado. 18.05.2024

El Pleno del Senado de este miércoles aprobará una iniciativa impulsada por el PP en la que se plantea por primera vez en la democracia un conflicto entre órganos constitucionales al Congreso por la proposición de ley de amnistía, ya que piden a la Cámara Baja que la retire al entender que "es una reforma Constitucional encubierta".

Los de Alberto Núñez Feijóo han hecho valer su mayoría absoluta en el Senado para elevar este conflicto de competencias con el Congreso a raíz de la proposición de ley de amnistía, algo inédito desde la aprobación de la Constitución Española en el año 1978.

En concreto, el PP se acoge al informe de los letrados del Senado en el que carga contra la tramitación de la ley de amnistía en el Congreso y denuncia que es una "reforma encubierta de la Constitución". Los 'populares' hacen referencia a este punto para reclamar formalmente al Congreso que retire la norma.

"El Grupo Popular propone al Pleno de la Cámara que apruebe requerir formalmente al Congreso de los Diputados a que proceda a la retirada de la Proposición de Ley Orgánica de amnistía, por entender que su tramitación provoca un conflicto de atribuciones con el Senado al tratarse de una reforma constitucional encubierta", reza el texto que remitirá el Senado al Congreso.

EL PLAZO DEL CONGRESO

A partir de su aprobación este miércoles en el Senado, este conflicto de competencias inédito entre las dos Cámaras llegará el jueves 11 de abril al Congreso de los Diputados, que tiene un plazo máximo de respuesta de 30 días.

De esta manera, la institución presidida por Francina Armengol tendrá de plazo hasta el 11 de mayo, un día antes de las elecciones catalanas, para responder. Si no lo hace o su respuesta es negativa, el siguiente paso sería llevar al Tribunal Constitucional el conflicto de competencia. Esto no dilata la tramitación ni se paraliza, a no ser que se pidan cautelarísimas.

El vicepresidente primero del Congreso, el socialista Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, ya se refirió a este hecho y recordó que la Cámara baja no tiene obligación de atender al conflicto institucional que pretende plantear el Senado por la ley de Amnistía: "El Senado podrá decir Misa, y nosotros podremos escucharla o no".

Eso sí, Gómez de Celis no adelantó cuál será la respuesta del Congreso, remitiéndose a la iniciativa que presente el PP en la Cámara Alta y a su aprobación: "Ya veremos", se ha limitado a decir. A diferencia del Senado, en la Cámara Baja la mayoría de la Mesa la tienen PSOE y Sumar.

Aprobado el conflicto contra la Ley de Amnistía, impulsado por el PP