martes 17/5/22

Redacción. Vivir cerca del mar podría ayudar a conseguir una mejor salud mental en las comunidades urbanas más pobres de Inglaterra.

Según un nuevo estudio publicado hoy en la revista Health and Place, los investigadores de la Universidad de Exeter utilizaron datos de encuestas de casi 26,000 encuestados en su análisis, lo que marca una de las investigaciones más detalladas sobre los efectos de estar al lado del mar.

Después de tener en cuenta otros factores relacionados, el estudio reveló que vivir en grandes pueblos y ciudades cerca de la costa de Inglaterra está relacionado con una mejor salud mental para aquellos que habitan en los hogares con ingresos más bajos.

Aproximadamente uno de cada seis adultos en Inglaterra sufre trastornos de salud mental, como ansiedad y depresión, y estos trastornos son mucho más probables en personas de entornos más empobrecidos. Los resultados sugieren que la cercanía a la costa podría ayudar a reducir estas desigualdades de salud en las poblaciones cercanas al mar.

La investigación utilizó datos de la Encuesta sanitaria oficial de Reino Unido y comparó la salud de las personas con su proximidad a la costa; desde los que viven a menos de 1 kilómetro de distancia, hasta los que están a más de 50 kilómetros (31 millas) de distancia. Sus hallazgos se suman a la creciente evidencia de que el acceso a los espacios azules, particularmente los entornos costeros, podría mejorar la salud y el bienestar.

La Dra. Jo Garrett, quien dirigió el estudio, cree que los resultados podrían tener implicaciones importantes, “Nuestra investigación sugiere, por primera vez, que las personas en hogares más pobres que viven cerca de la costa experimentan menos síntomas de trastornos de salud mental. Cuando se trata de la salud mental, esta zona "protectora" podría desempeñar un papel útil para ayudar a nivelar el terreno entre las personas con ingresos altos y bajos ".

El informe representa por primera vez que los beneficios de la vida costera se han demostrado a un nivel tan detallado de acuerdo con los ingresos, y se produce cuando Natural England se prepara para abrir el acceso a toda la ruta costera de Inglaterra en 2020. Un mayor número de personas podrían aprovechar los beneficios para el bienestar de vivir cerca de la costa gracias a un mejor acceso.

El Dr. Mathew White, psicólogo ambiental de la Universidad de Exeter, dijo: “Este tipo de investigación sobre la salud es vital para convencer a los gobiernos de proteger, crear y fomentar el uso de espacios costeros. Necesitamos ayudar a los políticos a comprender cómo maximizar los beneficios del bienestar de los espacios "azules" en pueblos y ciudades y garantizar que el acceso sea justo e inclusivo para todos, sin dañar nuestros frágiles entornos costeros ".

Este trabajo es parte del proyecto BlueHealth, financiado por el programa Horizonte 2020 de la Unión Europea.

Vivir cerca del mar está relacionado con la mejora de la salud mental
Comentarios