martes. 21.05.2024

El próximo 6 de junio México celebra las elecciones más grandes de su historia en cuanto al número de cargos políticos que se renovarán tras los comicios, en los que más de 93 millones de mexicanos seleccionarán a 15 nuevos gobernadores estatales y 30 congresos locales, además de la reforma total que se acometerá en la Cámara de Diputados y en miles de ayuntamientos. 

Además de tratarse de las elecciones más concurridas, esta cita electoral constituye uno de los eventos más bizarros de la historia de la política mexicana, donde se presentan una gran variedad de personalidades que poco o nada tienen que ver con la política, desde "misses" y futbolistas hasta boxeadores, actores o cantantes.

Una de las candidatas que más sorprende por sus propuestas electorales y lemas de campaña es Rocío Pino. Esta mujer de 33 años opta a convertirse en diputada federal por el Distrito III del estado de Sonora, al norte del país, como candidata del joven partido Redes Sociales Progresistas (RSP), bajo una lema inusual: "chichis para todas". 

"A las mujeres no nos han preguntado qué queremos. Nadie lo ha hecho. Si tú sales a la calle y preguntas: '¿Te gustaría una cirugía plástica?' Todas te vamos a decir que sí", afirma la candidata en una entrevista a Efe, quién añade: "¡Lo que nos falta es lana (dinero)!".

Para Pino,  la prioridad será la reconstrucción de los senos de las mujeres que sufrieron cáncer de mama para "hacerlas que se sientan mejor", precisen o no de seguro médico. Otra de sus propuestas principales será tratar de erradicar la violencia machista del país, donde de media fallecen unas 10 mujeres al día a consecuencia de la violencia de género.

“Muchos hombres tienen complejos porque tienen pechos grandes, pues reducirlos. Hay mujeres que tienen los senos caídos, pues reconstruirlos y que esto esté en el cuadro público de salud, o sea que el Gobierno lo pague”, desarrolla la mexicana, apodada en su país como "La Grosera". 

La extravagancia de su campaña electoral se ha visto reforzada con todo tipo de carteles excéntricos en los que aparece ella misma posando desnuda, empleando lemas como Conmigo tu voto vale por dos”, “¿Las quieres? Te las doy” o “Una mujer con chichis es una mujer empoderada”, todo ello financiado mediante los “centenares de miles de pesos” que dice obtener gracias a su cuenta en la red social OnlyFans. 

“Les molesta más que tenga OnlyFans, que no hace daño a nadie, a que vaya un político corrupto, violador, que está en el narco y ha mandado a matar a gente. Nos urge un cambio”, expone la Grosera.

Rocío Pino, la candidata a Mexico que ofrece cirugía plástica gratis: "Pechos y chichis...