lunes 25/10/21

Italia, desbordada en la segunda ola, atiende a los pacientes en sus coches: "Hay cientos y todos tienen neumonía, no hay suficientes camas"

Un hospital de Nápoles atiende a los pacientes en los coches
Un hospital de Nápoles atiende a los pacientes en los coches

El virus está en todas partes y la ciudad italiana de Cotugno está asediada, día y noche: si Campania está aguantando la ola de un virus que trae una media de 50 pacientes al hospital al día (de los miles de positivos registrados con PCR cada 24 horas ) se debe a este hospital fronterizo que solo trata enfermedades infecciosas.

Más de 300 pacientes están hospitalizados, al menos un sesenta por ciento por encima de la capacidad máxima que ahora desborda todo un ala de la cercana Monaldi. Ves los coches que llegan de lejos, zigzagueando en el flujo que se eleva desde via Leonardo Bianchi.

Rápido en la puerta, un guardia apenas tiene tiempo para escudriñar. Hay una larga fila en Cotugno, coches y ambulancias. Una enfermera con un carrito y oxígeno gira entre los vehículos.

El anciano está recostado en el coche, parece grave. Le traen hasta allí la bombona de oxígeno y la colocan dentro del vehículo. El oxímetro de su dedo marca 90, demasiado bajo para esperar. Los celadores llegan y lo llevan adentro con una camilla. Solo los pacientes pueden entrar a la sala de emergencias, nada de acompañantes.

Una mirada para despedirse y marcharse. Detrás del cristal, siluetas blancas buscan a tientas los accesos venosos. Se decidirá si el paciente debe ser asistido en cuidados semi-intensivos y con máscara de oxígeno o intubado. La idea de tener que estar sedado en un coma farmacológico para ingresar directamente el oxígeno necesario para respirar directamente en los pulmones aterrorizaría a cualquiera.

Comentarios