domingo 25/7/21

Francia aprueba el popular y polémico proyecto de ley que restringirá la vida social para los no vacunados

Emmanuel Macron, anunció hace una semana un plan de medidas para cortar los contagios sin volver a cerrar la economía, en el que se potenciaba al máximo el proceso de vacunación. El Consejo de Ministros francés ha dado este lunes el buen visto al proyecto de ley y este miércoles llegará a la Asamblea Nacional.

Emmanuel Macron
Emmanuel Macron

Todos los grupos parlamentarios se han mostrado favorables a las medidas salvo los dos situados en los extremos, Francia Insumisa a la izquierda y Agrupación Nacional a la derecha.

¿Qué medidas?

Francia quiete evitar una quita ola, ante el elevado y rápido número de contagios. Para ello quiere subir aun más el ritmo de vacunación con la aprobación de medidas muy restrictivas para los que aun no están inmunizados.

Todo el personal sanitario deberá estar vacunado antes del 15 de septiembre, de no ser así los que no estén vacunados para esa fecha no podrán ir al trabajo y no cobrarán.

El 21 de julio se exigirá el certificado de vacunación (o un test negativo en su defecto) para entrar en teatros, cines y espacios culturales que congreguen al menos a más de 50 personas, en agosto esta medida se extenderá a bares, restaurantes, centros comerciales y transporte público.

Desde que el presidente anunció las medidas, más de cuatro millones de citas se han concretado para recibir las vacunas.

El ritmo de nuevos casos es más fuerte que en las anteriores olas, debido a la variante delta y su alta contagiosidad, según el ministro de Sanidad, Oliver Verán, en unas declaraciones para Le Journal du Dimanche.  "Si todos estuviéramos vacunados, el virus no tendría nadie a quien infectar. Pero no hemos llegado ahí", agrega. Gabriel Attal, portavoz del Gobierno, afirma en Le Parisien: “es la vacunación general o el tsunami viral”.

Francia en los últimos dos días, ha superado la barrera de los 10.000 casos diarios, la tasa de incidencia se ha incrementado un 50% en tan solo una semana y el Ministerio de Sanidad teme que se alcanzarán de 60.000 a 120.000 los contagios cada día durante el verano.

El país vecino exigirá un test negativo de menos de un día a los viajeros no vacunados procedentes de España, Portugal, Reino Unido, Países Bajos, Grecia y Chipre desde este domingo. Cuatro países están en la lista roja de medidas especiales por su situación sanitaria, como son Cuba, Túnez, Indonesia y Mozambique.

Para Oliver Verán, los manifestantes y los antivacuna son una “ultraminoría”. Además de considerarlos un “grupo marginal”.

 

 

Comentarios