miércoles 4/8/21

El español que mintió a los rastreadores en Australia decide cooperar con la Policía: "Ha sido de mucha ayuda"

El hombre de 36 años y cuya identidad se desconoce, ha reconocido a la policía que tenía otro trabajo en una pizzería información que no transmitió a los rastreadores
Control de Test Anti-Covid en Australia
Control de Test Anti-Covid en Australia

En la ciudad de Adelaida, Australia, se registró un brote de Covid-19 hace más de una semana y las autoridades australianas informaron este lunes que el ciudadano español que, mintió a los rastreadores de los contactos de los casos positivos de Covid-19, no es el único sospechoso de ocultar información y está cooperando con las investigaciones policiales. Este español de 36 años, con un visado temporal en Australia y empleado de un hotel en el que, hace más de una semana se detectó un brote de coronavirus, mintió a los investigadores al ocultar que estaba trabajando para una pizzería en la misma ciudad.

"Me complace decir, por lo que he visto, que ha cooperado y que ha sido de mucha ayuda. Pero esto no significa que la investigación ha terminado porque esta persona está en cuarentena", dijo el asistente del comisionado del estado de Australia del Sur, Peter Harvey, en una rueda de prensa en Adelaida para aclarar lo acontecido en los últimos días respecto al rebrote. La Policía confiscó el fin de semana los dispositivos electrónicos del ciudadano español, cuya identidad no ha sido revelada y a quien las autoridades sanitarias le están facilitando apoyo psicológico mientras se encuentra  aislado en cuarentena.

Harvey informó que además un equipo de 36 agentes de la Policía del estado de Australia del Sur también ha analizado 400 horas de imágenes captadas por las cámaras de seguridad como parte de esta investigación, en la que también se interroga a otras dos personas que presuntamente mintieron en sus declaraciones. El jefe policial recalcó que por el momento no se presume culpabilidad, sino que solamente están analizando todos los hechos vinculados a este brote en Adelaida, que obligó a confinar a 1,7 millones de habitantes en Australia del Sur por tres días, de los seis previstos inicialmente. 

Diversidad de Opinión en las Redes

El jefe de gobierno de Australia del Sur, Steven Marshal, declaró el viernes que de no ser por esa mentira, que desorientó a los investigadores, no se hubiera decretado un confinamiento de seis días. Fue al día siguiente cuando se reveló su nacionalidad española, lo que provocó que usuarios de las redes sociales lo condenaran por el confinamiento en Australia del Sur, mientras que otros lo defendieron alegando la precariedad y mala situación de los trabajadores extranjeros durante la pandemia en el país oceánico. 

"¿Entendió bien el interrogatorio de los rastreadores de contacto? El condenarlo es ridículo. Nuestro espantoso sistema de empleos de bajos salarios e inseguro en Australia ha sido expuesto por la Covid", dijo en Twitter la experta en políticas públicas Kathryn Barnsley.

90 Casos Activos en Australia

Las autoridades de Australia del Sur, donde hay 38 casos activos de coronavirus, mantienen a 4.000 personas en cuarentena, mientras un hombre ha sido hospitalizado a raíz de este brote en Adelaida. Actualmente, Australia tiene 90 casos activos y en las últimas dos semanas ha detectado 70 infecciones entre viajeros internacionales, número que puede incrementarse debido a los viajes de repatriación previstos para ciudadanos y residentes en la nación oceánica desde países que registran fuertes brotes del Covid-19.

Desde el inicio de la pandemia, Australia acumula más de 27.820 casos de Covid-19, que incluye 907 fallecidos, de los cuales unos 20.349 infecciones y 819 decesos corresponden al estado de Victoria.

Comentarios