jueves. 29.02.2024

El consejero de Educación y Deporte, Javier Imbroda, ha declarado que en este curso la plantilla pública ha crecido en 8.600 profesionales, 6.949 docentes y 1.600 trabajadores de la limpieza en virtud de una apuesta firme por adoptar las medidas necesarias en materia de personal para atender las necesidades de un curso complejo como consecuencia del COVID-19.

En el Parlamento, el consejero ha discutido el acuerdo firmado en octubre con los representantes de los sindicatos de la educación pública que ha permitido ampliar en 1.500 efectivos más la plantilla pública, cifra que se suma a los 5.449 que se incorporaron de forma adicional como parte del Plan de Acción. En total 6.949 docentes más destinados al sistema educativo público andaluz.

Imbroda ha explicado que el acuerdo ha incluido además, “otras medidas necesarias en estos tiempos” como un permiso para que el profesorado pueda teletrabajar si tiene hijos menores de 14 años o personas dependientes a su cargo. Medida que también se aplicará a los docentes que muestren síntomas de COVID. 

Por lo que respecta a la educación concertada Imbroda ha recordado que se han alcanzado dos acuerdos con sindicatos y patronales que permitirán la incorporación de más de 1.300 docentes a la red de centros de la concertada. 

Finalmente, en su intervención, el consejero ha afirmado que estos acuerdos son el fruto de mucho dialogo con los representantes de la comunidad educativa. 

Asimismo, ha hecho hincapié en que “estamos viviendo tiempos muy complicados para la educación en Andalucía”. 

Para poder mejorar la situación el Gobierno andaluz ha señalado Imbroda ha invertido más “en contratar más docentes y a personal no docente así como poner más recursos a disposición de los centros y el alumnado como equipos tecnológicos”.

8.600 profesionales refuerzan las plantillas educativas andaluzas contra el Covid