miércoles 27/10/21

Andalucía destina 250 millones en refuerzos docentes y de limpieza para el próximo curso escolar

Una profesora coloca carteles de medidas preventivas ante el COVID-19 en el aula antes del inicio del curso escolar en un colegio público, foto de archivo - Álex Zea - Europa Press - Archivo
Una profesora coloca carteles de medidas preventivas ante el COVID-19 en el aula antes del inicio del curso escolar en un colegio público, foto de archivo - Álex Zea - Europa Press - Archivo

El consejero de Educación y Deporte de la Junta de Andalucía, Javier Imbroda, ha asegurado durante la Conferencia Sectorial que ha tenido lugar hoy en Madrid que Andalucía "está preparada para afrontar un curso presencial cien por cien", con un plan que mantiene el grueso de las medidas del curso pasado para hacer de los centros educativos "los espacios más seguros" y "seguir apostando por la calidad del sistema sin dejar a ningún estudiante atrás". En este sentido, ha explicado que el Gobierno andaluz ha firmado con sindicatos un refuerzo extraordinario de 5.300 docentes para los centro sostenidos con fondos públicos y mantendrá igualmente el refuerzo de personal de limpieza en los centros de su titularidad, con una inversión procedente de fondos propios de más de 250 millones.

De esta forma, los centros educativos podrán llevar a cabo desdobles de grupos para reducir las ratios y así atender el documento de medidas que la Consejería de Salud y Familias estableció el pasado 29 de junio, así como las instrucciones que la Consejería de Educación y Deporte trasladó a los centros el 13 de julio para la organización del curso 21-22.

Imbroda ha puesto en valor la colaboración entre administraciones para que el curso pasado fuese "un éxito colectivo" pese a las dificultades por la pandemia, y en esa línea ha expuesto que está a la espera de que el Gobierno central concrete el reparto del fondo Covid para seguir implementando en el sistema educativo andaluz las medidas excepcionales para un curso que volverá a ser excepcional, aprovechando la experiencia del curso pasado, y con el objetivo de volver a hacer de los centros educativos los espacios más seguros.

Por otra parte, Andalucía ha reiterado la necesidad de flexibilizar el destino de los fondos europeos MRR para adaptarlos a la realidad de cada comunidad autónoma y especialmente en el planteamiento de las partidas dirigidas al primer ciclo de Educación Infantil (0 a 3 años), dado que en un contexto en el que hay una oferta suficiente de plazas, que no solo cubre la demanda sino que permite disponer de vacantes durante todo el curso, para seguir aumentando la escolarización en esta etapa, el consejero Imbroda considera que "hay que avanzar en la gratuidad, no en la creación de más plazas".

Dentro del plan coordinado entre las consejerías de Educación y Deporte y Salud y Familias, y en el marco de las medidas sanitarias establecidas en el Documento de Medidas de la Consejería de Salud y Familias de 29 de junio, y las instrucciones de organización y funcionamiento del curso de 13 de julio, enviadas por la Consejería a los centros educativos, el Gobierno andaluz ha abordado un plan de inversiones para poder mantener el grueso de las medidas que tan buenos resultados dieron el curso pasado, y con la colaboración de los ayuntamientos. Además de la contratación extraordinaria de 5.300 docentes y del refuerzo de la plantilla de profesionales de limpieza, incluye perímetros de seguridad en torno a los centros educativos para evitar aglomeraciones en las entradas y salidas, flexibilización horaria para organizar las entradas al centro, organización de los alumnos en grupos de convivencia escolar para limitar el número de contactos, asignación de espacios físicos fijos en los servicios complementarios, obligatoriedad del uso de mascarilla, reducción del número de docentes por grupo escolar, mantenimiento de la Comisión Permanente COVID con el representante de los ayuntamientos, el coordinador COVID y el personal referencia de salud.

Siendo la situación más favorable respecto al curso pasado gracias a que el regreso a las aulas se producirá en Andalucía con casi todos los profesionales del sistema educativo vacunados y la mayoría del alumnado, no obstante, se mantienen los planes de contingencia para afrontar picos de incidencia, incluyendo la posibilidad de que los centros recurran a la semipresencialidad a partir de tercero de la ESO cuando el municipio se encuentre en fases 3 o 4.

Comentarios