martes. 21.05.2024
Busquen entre los cojines del sofá, se vende a precio de coleccionista

La moneda de diez céntimos de 2002 que podría conseguirte 200 euros

La moneda de diez céntimos del año 2002 y originada en Italia, se ha vuelto objeto de coleccionismo. En algunos portales, su precio alcanza los 200 euros. Su revalorización se debe a que aparecieron en un momento en el que todavía se estaba en proceso de transitar al euro.
Monedas de 10 céntimos - RRSS
Monedas de 10 céntimos - RRSS

Así que busquen entre los cojines del sofá, porque esta moneda no es la única afortunada casualidad que se podrían encontrar. Las pesetas normales no suelen tener ningún valor para los coleccionistas, pero hay una excepción. Las pesetas de 5, 25 y 50 que se crearon en Barcelona a finales de 1958 para la primera Exposición Internacional Iberoamericana de Numismática. Tienen una particularidad: la estrella está sustituida por las letras "BA". 

Fuera de nuestras fronteras, las monedas de un céntimo diseñadas por el arquitecto alemán Rolf Lederbogen son de las más cotizadas en este mercado. Existen tan pocas, y por tanto son tan exclusivas, que se han llegado a comprar por 50.000 euros en subastas. 

La moneda de diez céntimos de 2002 que podría conseguirte 200 euros