domingo. 03.03.2024

La Agencia Tributaria recaudó 27.949 millones de euros mediante deudas y sanciones del sistema tributario estatal y aduanero, lo que supone un incremento del 18,02% con respecto a la cifra de un año antes, cuando el organismo sumó unos 23.686 millones de euros.

En su informe de evaluación del cumplimiento del plan de objetivos de la agencia en el periodo señalado, al que ha accedido Europa Press, el organismo dependiente de Hacienda indica que la cifra recaudada supera con creces las expectativas para el 2022, cuando se esperaba una menor recaudación de 19.241 millones de euros mediante estos conceptos.

El documento especifica que en esos casi 30.000 millones se incluyen las actuaciones del área de recaudación dirigidas al cobro en términos monetarios (en millones de euros) computando la cancelación o "data" de la deuda gestionada con o sin ingreso.

El grueso de la recaudación, unos 25.007 millones, proviene de los ingresos de deudas recaudados en sus diferentes fases y otros actos como enajenaciones, derivaciones de responsabilidad y por acciones civiles y penales, así como pagos voluntarios tras medidas cautelares o embargos preventivos de bienes, y otros ingresos por aplazamientos, compensaciones, o procedentes de intereses.

Esos 25.000 millones derivados de estos conceptos suponen 7.078,38 euros más que el objetivo que se había fijado la Agencia Tributaria en 2022, que era de casi 18.000 milloes, lo que supone un incremento del 39%.

INCREMENTO DE INGRESOS "ATÍPICOS"

Por otra parte, el órgano tributario da cuenta de los ingresos realizados por deudores cuyas deudas hayan sido derivadas o cuyos bienes hayan sido objeto de la adopción de una medida cautelar, pero siempre que el contribuyente no sea deudor principal en una derivación de responsabilidad.

En 2022 Hacienda se marcó una meta de 1.312 millones de euros y alcanzó los 2.943 millones, más del doble debido, explica el informe, a la existencia de ingresos "atípicos y/o extraordinarios no previstos al fijar las referencias". Aquí se incluyen también ingresos efectuados por los deudores a quienes se haya realizado una personación, por subastas y los procedentes de liquidaciones realizadas por los órganos de recaudación.

El informe señala que en su conjunto, en 2022 se realizaron 47.002 actuaciones para asegurar el cobro de las deudas y sanciones tributarias derivadas de la aplicación del sistema tributario, un 25,11% más que un año antes.

Superaron las expectativas también las actuaciones realizadas por los órganos de recaudación dirigidas al cobro de deudas a terceros, de acciones penales y otras actuaciones en el ámbito penal, de medidas cautelares y de personaciones, tras alcanzar un total de 33.292.

En lo que se refiere a la investigación recaudatoria, la Agencia Tributaria realizó algo más de 2.320 operaciones, frente a las 945 que tenía previstas. Este área abarca investigaciones de carácter patrimonial sobre deudores que el área de recaudación ha considerado como "cualificadas" por razón de su importe, o por las características que presenta la acción recaudatoria a realizar.

Hacienda explica que la "favorable evolución" de estas actuaciones se debe a un elevado número de actuaciones de personación, consecuencia de una "planificación y selección de deudores susceptibles de este tratamiento".

Hacienda recaudó casi 30.000 millones mediante multas y embargos en 2022