viernes 20/5/22

Djokovic no podrá entrar en Australia en los próximos tres años y peligra para Roland Garros

Tras el episodio dramático del tenista serbio por intentar jugar el Open de Australia, la Ministra de Asuntos Internos, Karen Andrews, confirmó la suspensión del visado a Novak Djokovic para los tres próximos años 
Djkovic en el avión
Djkovic en el avión

No habrá Open de Australia para Novak Djokovic, pero no solo por este año. El culebrón Djokovic en Australia ha llegado a su final después de una intensa semana de burocracia y polémica. El final ha traído decisiones dolorosas para el mundo del tenis, pues Djokovic, tras mostrar irregularidades y errores en su visado, será castigado con tres años sin poder entrar al país australiano. Así mismo lo ha decidido la Ministra de Asuntos Internos, Karen Andrews.

Sanción que además de ser aparatosa en lo personal, condena en lo deportivo al tenista serbio, pues no solo no podrá disputar esta edición del Open de Australia, sino que las próximas tres ediciones de dicho Grand Slam no dispondrán de la participación del que  ha sido el mejor tenista del mundo en varias ocasiones. Según el Primer Ministro australiano, Scott Morrison, "la sanción podría verse recortada si las circunstancias son las correctas", circunstancias que pasan por la vacunación del tenista, algo que ahora mismo no pasa por la mente del serbio.

Pero las malas noticias no terminan para Novak, pues la organización francesa de Roland Garros parece haber dado marcha atrás en su apoyo a Djokovic, pues ha anunciado que todos los participantes del Grand Slam francés tendrán que tener la pauta completa de vacunación si quieren poner un pie en la pista de tierra batida parisina, de la misma manera que se le exigirá al público asistente.

Esta decisión no era así en un principio, pues la ministra de deportes francesa, Roxana Maracineanu, ha adoptado esta postura desde la aprobación de una ley en Francia, donde se obliga a poseer el pasaporte Covid para entrar en estadios, teatros o salones. La propia ministra hacía pública su postura mediante Twitter constatando la necesidad de poseer el certificado Covid: "Desde que se promulgue la ley, será obligatorio para entrar en los espacios ya sometidos al pasaporte sanitario (estadios, teatros o salones) para el conjunto de los espectadores, de los practicantes, de los profesionales, franceses o extranjeros".

De esta manera, Novak Djokovic a sus 35 años solo podrá jugar este año uno de los cuatro Grand Slam si continúa con su idea de no vacunarse, siendo su única posibilidad Wimbledon en Inglaterra, ya que para el US Open de Estados Unidos, el país americano también requiere la vacunación para la entrada al país. A esperas de cambios en las pautas y leyes inglesas Djokovic se queda fuera del circuito del tenis hasta próximo aviso.

Djokovic no podrá entrar en Australia en los próximos tres años y peligra para Roland...
Comentarios