sábado. 25.05.2024

Carolina Marín ha vuelto tras su última lesión de rodilla más fuerte que nunca y así lo ha demostrado en octavos de final del Mundial de bádminton. La onubense y tres veces campeona del mundo salvó hasta cuatro puntos de partido y ya está clasificada para los cuartos de final de Tokio tras remontar a la china Bing Jiao He (16-21, 21-15 y 22-20).

Bing Jiao He llevó la iniciativa en los primeros compases del partido, aunque Carolina Marín dio la vuelta al marcador. Fue entonces cuando la china reaccionó y se llevó el primer set.

En la segunda manga se intercambiaron los papeles y la española se puso al mando de entrada, para ver como su rival se venía arriba y la obligaba a esforzarse para recuperar la iniciativa y terminar empatando el partido a un set.

Así se llegó al tercer y definitivo set, en el que Carolina Marín sufrió de lo lindo y tuvo que sudar para ganar un partido en el que estuvo en cuatro ocasiones contra las cuerdas. La española levantó cuatro puntos de partido y protagonizó una remontada épica para seguir adelante en su camino hacia el que sería su cuarto Mundial de bádminton.

"Estoy muy contenta por la remontada que he hecho. Ha sido un partido muy duro a tres sets pero lo importante es que este tipo de partidos con jugadoras del top mundial me da confianza. Estar un año sin jugar a veces es complicado, sobre todo para la mente, pero muy contenta. Ahora a recuperar", comentó Carolina Marín. "Aún tengo que mejorar muchas cosas de mi juego".

Carolina Marín tira de épica y jugará cuartos de final del Mundial de bádminton