lunes 24/1/22


Una treintena de delegadas sindicales han participado hoy en los tres grupos de trabajo del taller “Sindicadas y empoderadas” organizado por la Secretaría de la Mujer de CCOO de Córdoba en torno a la conmemoración del Día de la Mujer con el objetivo de conocer las experiencias cotidianas de estas mujeres en sus empresas para detectar las principales dificultades y desigualdades que encuentran las mujeres en el ámbito laboral.

En los tres grupos de trabajo se ha puesto de manifiesto la importancia de los planes de igualdad, que son obligatorios para las empresas de más de 50 trabajadores y trabajadoras. “Aunque son obligatorios, son muchas las empresas que todavía no tienen su plan de igualdad, que supuestamente tiene que estar registrado”, recuerda la secretaria de Mujer, Mar Ávalos, quien señala que “muchas mujeres no son conscientes realmente de las desigualdades que existen en las empresas y reducen el tema de la igualdad a que cobran lo mismo que sus compañeros o tienen el mismo horario, pero cuando empiezas a indagar y analizar la realidad de las empresas toman conciencia de que son muchas las desigualdades que aún existen: las mujeres siguen siendo las que se cogen la reducción de jornada para el cuidado de los hijos, las que se cogen las excedencias por cuidados, las que sufren más riesgos psicosociales derivados de la triple jornada –la laboral, la de las tareas del hogar y la del cuidado de las personas menores, mayores y/o dependientes-, las que sacrifican su carrera profesional por la imposibilidad de conciliar, las que deben esforzarse más para demostrar su valía, etc..

En este sentido, en el grupo de trabajo sobre conciliación y corresponsabilidad se puso de manifiesto que si bien es fundamental incluir en la negociación colectiva cláusulas que fomenten ambos aspectos, los planes de igualdad son primordiales para generar entornos laborales igualitarios, en donde la mujer no sea penalizada por su condición biológica de madre y donde no se las califique o cuantifique por su género sino por el trabajo que desarrollan. 

Por otra parte, un segundo grupo de trabajo ahondó en las condiciones que generan la brecha salarial, que en Córdoba alcanza los 3.627 euros. En este grupo se puso de manifiesto cómo las mujeres siguen siendo relegadas a los empleos peor remunerados y a los contratos más precarios y las dificultades que encuentran para acceder a empleos de más calidad.

Un tercer grupo de trabajo debatió sobre los techos de cristal a los que se enfrentan las mujeres y que les impiden desarrollar sus carreras profesionales en igualdad de condiciones que sus compañeros. La maternidad, el cuidado de los hijos e hijas, de los mayores y de las personas dependientes, la falta de servicios de apoyo a la maternidad, las trabas culturales y sociales, el patriarcado y el machismo y los prejuicios sobre la mujer son factores que influyen decisivamente en las mujeres, que se ven en muchos casos obligadas a elegir entre familia y trabajo.

Por otra parte, se hizo entrega a las participantes de la Guía de conciliación y corresponsabilidad editada por CCOO en el marco del proyecto “Mejora de la Empleabilidad III” del acuerdo de concertación con la Diputación de Córdoba “Compromiso por Córdoba”, que recoge la normativa vigente en la materia.

El taller “Sindicadas y empoderadas” borda la importancia de los planes de igualdad en...
Comentarios