viernes. 07.10.2022

Miguel Bosé cuenta sus "años salvajes" en la entrevista con Jordi Évole

El cantante habló sobre los años de drogas y alcohol, de sus problemas con la voz y de su familia

Jordi Évole tuvo la oportunidad de entrevistar a Miguel Bosé en el momento de las peores críticas, tras su manifestación negativa hacia la pandemia de coronavirus. 

Para poder entrevistar al cantante, Jordi se desplazó hacia la ciudad de México, donde vive y graba La Voz México. 

En la entrevista, Miguel ha hecho un repaso de "sus años salvajes", donde consumió drogas, tabaco y practicó "sexo a lo bestia": "Durante un tiempo solo conocí la noche. Creía que drogándome era más creativo .Desde finales de los 80 hasta 2014 estuve muy enganchado a las drogas. Consumía casi dos gramos diarios de cocaína, más marihuana, éxtasis. Pero todo lo dejé al mismo tiempo subiendo a un escenario. A partir de ese momento no he vuelto a consumir nada. Las decisiones radicales vienen de dentro, lo dejé por fuerza mental".

Aparte de las drogas, el cantante habló de los problemas en su familia y la consecuente pérdida de la voz: "Mi voz va y viene. Cuando empiezo a tener problemas con mi familia pierdo la voz, durante un momento no tuve nada". Debido a esas problemas, sumados con las restricciones de coronavirus, Miguel Bosé tuvo que cancelar los conciertos planeados durante el último año:  "No puedo permitirme una gira, al final del año pasado estaré bien y como todos, he pasado problemas económicos, los artistas vivimos de los conciertos".

Y claro, como un toque final en la entrevista, no se podía dejar de lado la relación de amor odio que tiene Miguel con su padre: "Mi padre puso a España en el mapa, iba a Hollywood y ligaba con las actrices del momento, tenía un carácter muy parecido al mismo".

Además, ha recalcado que Luis Miguel Dominguín, su padre, tenía una gran relación con Francisco Franco: "A Franco se le caía la baba con mi padre. Yo no llegué a conocerle porque era muy pequeño".

Y por supuesto, no quiso dejar de lado la pérdida de su madre, a la que recuerda con ternura: "Mi madre fue feliz, amó a su marido, sus hijos y nietos le han hecho estar orgullosa. Ella falleció sedada pero no murió de coronavirus, se la sedó hasta la muerte".

Miguel Bosé cuenta sus "años salvajes" en la entrevista con Jordi Évole
Comentarios