miércoles. 22.05.2024

El Juzgado de lo Social número 1 de Córdoba ha fallado a favor de UGT-FICA Córdoba ante una demanda que CCOO interpuso al sindicato y a la Asociación de Fabricantes y Expendedores de Pan de Córdoba (AFEPACOR), en la que solicitaba la nulidad del convenio colectivo firmado en abril de 2023 correspondiente al sector del pan en Córdoba. La representación de los trabajadores en la provincia se cifra en un 53% para UGT frente al 47% de CCOO, otorgando al primero la mayoría absoluta de la representatividad sindical.

En la demanda, CCOO reclamaba que el texto incluía incumplimientos del Estatuto General de los Trabajadores en torno a cuestiones como los permisos de maternidad, derechos relacionados con los fijos discontinuos o que no quedaba reflejado en derecho a percibir, al menos, el SMI.

A este respecto, el secretario de Acción Sindical de UGT-FICA Córdoba, Antonio Lopera, señaló que “no sólo era una reclamación incierta, ya que todas las personas trabajadoras tienen cubierto este salario mínimo gracias a los múltiples complementos que computan en las nóminas, como aclaró en varias sentencias el Tribunal Supremo, sino que, además, existe en el mismo convenio una cláusula específica que garantiza que todas las personas trabajadoras, en el caso de no alcanzarlo con esos complementos, deben recibirlo”. Lopera incidió en un aspecto, que aparece reflejado en la propia sentencia, y que destaca que CCOO firmó las tablas salariales del 2022 con la misma cláusula del actual convenio que ahora pretendía impugnar, y señaló que “esta contradicción nos puede indicar el camino de las intenciones de este sindicato con el objeto de desprestigiar la buena labor hecha por UGT en los procesos de negociación con la patronal del sector”.

El secretario de Acción Sindical de UGT-FICA Córdoba quiso recordar que “este convenio no sólo es beneficioso para las personas trabajadoras del sector en Córdoba, sino que es garantista y mejora cuestiones que consideramos importantes como, precisamente, la adaptación de los permisos a la nueva legislación, cuestiones relacionadas con los llamamientos a los fijos discontinuos o la excedencia por maternidad o paternidad que contará a partir del alta de la persona trabajadora tras el disfrute de su correspondiente permiso retribuido”. 

Según indica la sentencia del Juzgado de lo Social de Córdoba, la Comisión Paritaria del Convenio “acogió favorablemente” la consulta elevada por UGT sobre los puntos 10 y 32.7 del convenio en el que se solicitaba una nueva redacción que adaptara el texto a los cambios legales que se hubiesen producido y que exigirían cambios para su adaptación al artículo 46 del Estatuto de los Trabajadores, algo que se materializó en la nueva redacción de los artículos adecuados a las nuevas normas aprobadas. En relación a este asunto, desde UGT-FICA resaltan el hecho de que CCOO no hubiese realizado sus correspondientes alegaciones en este ámbito, y sí en el judicial, “perjudicando el proceso de aplicación del nuevo convenio”, indicó Lopera.

El secretario general de UGT-FICA Córdoba, por su parte, lamentó que esta situación se haya producido por “el enorme perjuicio que supone alargar la aplicación de un convenio que supone mejoras que las personas trabajadoras de este sector deberían de estar, desde hace meses, disfrutando”.

Respecto a las cuestiones sobre las que CCOO llevó a cabo la demanda, Téllez subrayó que “cualquier sindicato debería ser mucho más consecuente con sus decisiones cuando sabemos que estas afectan directamente a quiénes trabajan y tienen que llegar a final de mes, y trabajar en planteamientos más constructivos que sumen para el fin en el que nos situamos los sindicatos, la mejora de las condiciones económicas y sociales de las personas trabajadoras; algo que, en este caso, y por este medio, no se ha conseguido en absoluto, siendo un juzgado el que tire por tierra una demanda que, como indica la propia sentencia, no tenía razón de ser y sólo ha conducido a un intento de desprestigio del implacable trabajo negociador de esta federación de UGT Córdoba, con la mayoría absoluta de representación en este sector, y a alargar una aplicación del convenio tan necesaria como ésta en un ámbito laboral delicado y que ha sufrido demasiados traspiés en los últimos años que incluyen varios cierres de importantes empresas por falta de viabilidad”.

El secretario general de UGT-FICA, finalmente, criticó la actitud que, desde CCOO, “se sigue desarrollando con la judicialización constante de la negociación colectiva, y ya son muchos los juzgados y sentencias que dan la razón a la UGT y que desestiman las denuncias que se presentan por parte de este sindicato, como este último, del sector del pan, en el que nos vuelven a dar la razón” 

UGT-FICA gana un juicio a CCOO, que la demandó por el convenio del pan en Córdoba