martes. 28.05.2024

El gobierno municipal del Partido Popular en el Ayuntamiento de Córdoba ha respaldado la contratación de 8.000 pruebas de Covid para la empresa municipal Sadeco durante la pandemia, asegurando que se llevó a cabo sin irregularidades. Para respaldar su postura, han presentado un informe de la Asesoría Jurídica municipal, el cual desde agosto de 2020 ratificaba la legalidad de la contratación, afirmando que se trató de un contrato de emergencia.

Según el informe jurídico al que este periódico ha tenido acceso, se concluye que la contratación se ajusta al contrato de emergencia establecido en la LCSP y cuenta con la justificación adecuada mediante los informes y la memoria incluidos en el expediente administrativo.

El portavoz del grupo municipal del PP, Miguel Ángel Torrico, ha mencionado este informe al ser interrogado sobre la decisión del grupo del PSOE de llevar el contrato de estos test de Covid a la Fiscalía debido a supuestas irregularidades detectadas en el expediente.

Torrico ha enfatizado que en el contrato se cumplió incluso más allá de lo requerido, ya que durante el estado de emergencia no era necesario solicitar ofertas para el contrato, pero aún así se solicitó a tres empresas que presentaran sus ofertas.

Para el PP, el traslado de este contrato a la Fiscalía por parte del PSOE busca encubrir sus propias acciones cuestionables, como el caso del tito Berni o el caso Koldo. Torrico ha expresado que están seguros de la legitimidad de la contratación de las pruebas de Sadeco y que están tranquilos con lo realizado, que consistió en la contratación de pruebas médicas personalizadas en un centro hospitalario.

El PP defiende que el contrato de los test Covid de Sadeco no fue irregular