miércoles 27/10/21

Más de 100 cordobeses ya han sido multados por hacer botellones desde el inicio de la pandemia

botellon
Botellones en la vía pública

La Policía Local de Córdoba, lo tiene claro, hay que ser estrictos y cumplir con la ordenanza municipal que prohíbe la organización de botellones en la vía pública. Teniendo en cuenta que dicha celebración está ahora considerada una falta contra la salud pública por el riesgo de contagio de coronavirus, tal y como la ha catalogado el Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA).  El número de afectados por coronavirus ha ido creciendo y la alarma por los rebrotes en las últimas semanas- la provincia suma ya nueve desde la extinción del estado de alarma- ha puesto a los jóvenes en el foco de la vigilancia epidemiológica, ya que es este grupo de edad el que ha estado en el origen de muchas transmisiones de las infecciones. 

Además, se ha ido notando el relajamiento de las normas de distancia social y de protección que siguió al confinamiento ha sido especialmente llamativo entre ellos. 

Este sábado por la noche, la Policía Local ha registrado 14 sanciones a otras tantas personas que se encontraban bebiendo en la vía pública. De nada sirvieron las palabras del alcalde de Córdoba, pidiendo la cautela de los ciudadanos ante el avance de la enfermedad: "Lo ruego, lo suplico, lo imploro", clamó el regidor en unas declaraciones a los medios de comunicación

Pero estas sanciones no quedan ahí, ya que del 15 de marzo al 21 de junio de 2020, la Policía Local puso 79 multas por hacer botellón en la vía pública y en zonas comunitarias, que tampoco está permitido. A este número de sanciones hay que sumar las 14 ya citadas del pasado sábado y las en torno a una decena del resto del mes de julio, por lo que el cómputo total desde el estado de alarma supera el centenar. 

La Policía Local actúa de oficio, esto es, patrullando por las zonas más sensibles a este tipo de reuniones de jóvenes, y también acude a ellas a petición de las llamadas que realizan los vecinos para alertar de estas concentraciones. Una vez localizado el foco del botellón, los agentes identifican a quienes participan en él y les imponen una multa de cien euros por la violación de la ordenanza municipal.

Comentarios