martes. 25.06.2024

La familia del soldado Carlos León Rico, natural de El Viso del Alcor (Sevilla) y fallecido el pasado 21 de diciembre en una maniobra en un lago de la base militar cordobesa de Cerro Muriano, sede de la Brigada Guzmán el Bueno X; ha manifestado este martes a través de su letrado su oposición a que el caso sea instruido por la Justicia Militar y ha anunciado además que una vez declare en sede judicial el capitán responsable del ejercicio, solicitará como medida cautelar su ingreso en prisión provisional.

El abogado Luis Romero, que representa a los padres del soldado, fallecido aquella jornada junto al cabo Miguel Ángel Jiménez Andújar, de 34 años de edad y natural de Adamuz (Córdoba), al ahogarse ambos en el lago; ha celebrado este martes una rueda de prensa en Sevilla, para informar sobre la situación del procedimiento judicial.

En un marco en el que el Juzgado Togado Militar Territorial número 21, con sede en Sevilla, ha pedido al Juzgado de Instrucción número cuatro de Córdoba que se inhiba a su favor para que dicha instancia militar instruya el asunto, aceptando el juzgado dicha petición, según ha avanzado ABC y ha confirmado el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA); el letrado Luis Romero ha expresado la "oposición" de la acusación particular que ejerce a dicha medida, apostando por que el asunto sea investigado por el Juzgado de Instrucción número cuatro.

Y es que según ha precisado, la representación que ostenta aprecia un supuesto delito de homicidio por dolo eventual, "no homicidio imprudente", una tipificación que no contemplaría la Justicia Militar, que en su tipo asociable recogería además penas inferiores a las previstas por el Código Penal para los homicidios por dolo eventual, según ha dicho.

Por eso, el abogado ha asegurado que recurrirá la citada decisión del Juzgado de Instrucción número cuatro de Córdoba de inhibirse en favor del Juzgado Togado Militar Territorial número 21.

Además, ha anunciado que una vez declare en sede judicial el capitán responsable del ejercicio, solicitará como medida cautelar su ingreso en prisión provisional, a cuenta de su "negligencia" y por haber "puesto en riesgo" las vidas de los efectivos que participaban en la maniobra.

Y es que según ha asegurado, de las comparecencias de testigos se deduce que por mor del capitán, los efectivos atravesaron el lago sin línea de vida, sino con sólo una "cuerda de guía"; algunos de ellos, entre ellos el soldado fallecido, con una "pesa de castigo" de 3,5 kilos añadida a su mochila de más de ocho kilos; sin dispositivo de prevención y asistencia sanitaria y con la "orden" fatídica del propio capitán de descolgar la mencionada cuerda, entre otros aspectos.

Las acciones judiciales de la familia, como ha recordado, se dirigen contra este capitán, de apellido Zuñiga, y contra el resto de la "cadena de mando", aludiendo al teniente coronel, el coronel y el general de Brigada.

Los padres del soldado muerto en Cerro Muriano en Córdoba piden cárcel para el Capitán