sábado. 18.05.2024

Escaso presupuesto, considerable esfuerzo, un toque de fortuna y la realización de un sueño son los elementos compartidos por las marcas que se han congregado este martes en la Sala Orive para participar en la mesa redonda titulada "La moda como sector económico de valor añadido en Córdoba". La moderadora de este evento fue Blanca Torrent, presidenta del Instituto Municipal de Desarrollo Económico y Empleo de Córdoba (Imdeec), y contó con la participación legal de la abogada Magdalena Entrenas.

Influencers, creadores de contenido, profesionales de la moda y la belleza, así como clientes de las marcas, se reunieron para escuchar las experiencias de Andrés Pozuelo (Andrew Pocrid), Mar Reyes (Barey), Beatriz Baldasano (Dímelo Hilando) y Pablo López (Silbon).

Torrent expresó su entusiasmo al afirmar que "este evento marcará el inicio de muchos más, ya que la moda es un sector de gran importancia donde se concentra mucho talento cordobés".

Andrew Pocrid, diseñador, destacó que "Córdoba tiene un sector de moda sólido, pero aún hay mucho por hacer para que esta percepción trascienda más allá de la ciudad. Cualquier esfuerzo y oportunidad de aprendizaje son bienvenidos". El creador, conocido por sus destacadas creaciones en las principales alfombras rojas, reveló que fueron los trajes de flamenca que confeccionaba para su familia los que le abrieron las puertas en el mundo de la moda.

Mar Reyes compartió una historia conmovedora y sorprendente sobre los desafíos iniciales de su proyecto, entregando pedidos en Madrid a bordo de una motocicleta. Después de siete años, con aciertos y errores, destacó que "en Córdoba hay una escena de moda muy reconocida a nivel nacional, pero esta mesa es crucial para dar voz al arduo trabajo que realizamos diariamente en este sector". Defensora del equilibrio entre "creatividad y rentabilidad", subrayó la importancia de la intuición inicial, una idea respaldada por Beatriz Baldasano, quien agregó: "No todo puede basarse en números, ni exclusivamente en arte o inspiración".

Baldasano, madre de familia numerosa y exenfermera que dejó su trabajo para dedicarse a su "otra vocación", resaltó el esfuerzo y la perseverancia necesarios en el mundo de la moda. También enfatizó que se necesita apoyo no solo de las instituciones, sino también de la sociedad, para creer en el talento local y fomentar la creación de empleo en la ciudad.

Magdalena Entrenas destacó que "la moda de Córdoba está en su mejor momento y necesita el respaldo de las instituciones y los medios de comunicación para destacar su potencial y convertirse en la ciudad más importante de España en este ámbito".

La intervención muy esperada de Pablo López, quien logró que su empresa facturara 30 millones de euros al año después de comenzar con un capital de 3,000 euros, ofreció consejos a posibles emprendedores y colegas. López advirtió sobre buscar socios solo cuando no haya otra opción, ya que las relaciones societarias pueden ser complicadas incluso en momentos prósperos.

El empresario cordobés admitió que la trayectoria de Silbon no fue fácil y señaló que desde 2018 decidieron acelerar su crecimiento, expandiéndose internacionalmente y diversificando su oferta con líneas de ropa para niños y mujeres. Ante la posibilidad de una asociación municipal de empresas de moda denominada Marca Córdoba en el futuro, López sugirió que deberían ser las propias firmas las que la crearan conjuntamente.

Los secretos de una firma de moda sobre la mesa redonda de la Sala Orive