sábado. 18.05.2024

El coordinador provincial de IU en Córdoba, Sebastián Pérez, ha recibido con "satisfacción" la noticia de la restauración del suministro de agua potable en los grifos del Norte de la provincia, pues "más de 80.000 personas han estado privadas de este derecho básico durante un año debido a la inoperancia y falta de gestión del Gobierno andaluz del PP, responsable de la gestión de la contaminación del pantano La Colada", por lo que ha exigido "transparencia y soluciones definitivas".

Así, según ha subrayado Pérez en una nota, "desde IU nos alegramos de que estos 80.000 vecinos puedan volver a disponer de agua potable en sus hogares", si bien ha lamentado la "opacidad y falta de transparencia, tanto del Gobierno andaluz, como del provincial", en la Diputación de Córdoba.

Es más, "a día de hoy aún no se ha informado al Grupo Provincial de IU" en la Diputación "de los resultados de las analíticas" que les solicitaron al gobierno provincial del PP "el pasado 21 de marzo", y "a la opacidad se suma el negacionismo del PP durante todo este tiempo con respecto a la contaminación de La Colada".

En consecuencia, desde IU se ha recordado que "la raíz del problema es la sequía y la contaminación", por lo que se hacen ncesarias "campañas de concienciación para promover un uso racional del agua", instando también Pérez al Gobierno provincial y al andaluz "a trabajar para eliminar la contaminación en La Colada".

Ello requiere, según ha argumentado, de "la construcción de una depuradora en el Guadarramilla", arroyo que desemboca en La Colada, y también es preciso "detectar y frenar los vertidos contaminantes e instalar una potabilizadora de última generación, como único modo de garantizar agua potable y de calidad en el presente y en el futuro".

"Estaremos muy pendientes --ha concluido-- para asegurarnos de que se trabaje para evitar que vuelva a repetirse una situación como esta, en la que 80.000 personas han estado un año sin acceso a agua potable como consecuencia de una nefasta gestión".

IU celebra la vuelta del agua potable a los grifos del Norte de Córdoba