domingo. 14.07.2024

La delegada de Empleo, Empresa y Trabajo Autónomo, Mª Dolores Gálvez, ha presentado esta mañana la nueva convocatoria de subvenciones puesta en marcha para financiar cursos destinados al reciclaje profesional mediante la cualificación y recualificación de la población activa. El presupuesto destinado para su desarrollo asciende a los 34,6 millones de euros financiados con el Mecanismo de Recuperación y Resiliencia (MRR) y los fondos Next Generation. 

La responsable territorial ha informado de que esta línea de ayudas se dirige a la formación “no formal” principalmente en sectores estratégicos y en especialidades del Catálogo Nacional de Cualificaciones Profesionales, “en concreto, estas subvenciones se deberán centrar en acciones formativas destinadas a la recualificación profesional para desarrollar trabajados distintos en una nueva ocupación; o en la capacitación para mejorar las competencias profesionales de un trabajador en su puesto de trabajo actual”.

En cuanto a las materias, Gálvez, ha expuesto que deberán corresponderse con los ámbitos prioritarios marcados en el Plan de Modernización de la Formación Profesional, “entre ellos los relativos a la digitalización aplicada o a la sostenibilidad medioambiental, y a sectores estratégicos también incluidos”. “Las acciones formativas podrán ser solicitadas tanto por empresas como por asociaciones empresariales, entidades de formación y entidades sin ánimo de lucro”, ha continuado la delegada, quien ha explicado que las acciones formativas “deberán oscilar entre las 30 y las 60 horas, y podrán ser presenciales, semipresenciales o por teleformación”.  
El plazo de presentación de las solicitudes, que se inició el 7 de junio, se cerrará el próximo 31 de agosto de este año y solo podrán presentarse de forma telemática a través del Catálogo de Procedimientos y Servicios disponible en https://lajunta.es/4umka .

Gálvez ha puesto de manifiesto que con esta convocatoria “la Junta demuestra la firmeza en su convicción de que es necesario formar y reciclar constantemente a los trabajadores para lograr retener el talento en Andalucía. No nos podemos quedar estancados, tenemos que recualificar continuamente a los profesionales, porque si no nos quedaremos atrás”. Así mismo, ha querido animar a las empresas y asociaciones empresariales a acreditarse en las especialidades a impartir, “porque no solo pretendemos con esta convocatoria mejorar el nivel de empleabilidad de las personas sino contribuir también, a impulsar la productividad de las empresas y a fortalecer la competitividad de la economía y del tejido productivo basado en el conocimiento”, ha concluido la delegada. 

Distribución de fondos

Dentro de los 34,6 millones presupuestados se establecen cuatro distribuciones. La mayor partida, un 40% del presupuesto (13,8 millones) se dirige a proyectos que presenten agrupaciones de empresas, asociaciones empresariales, consorcios, organismos y entidades sectoriales que representen o agrupen a empresas. Estos proyectos deberán incluir un grupo no inferior a 20 trabajadores de distintas empresas, con un tope máximo de tres millones de euros en la subvención solicitada.

En segundo lugar, con el 30% de los fondos (10,3 millones) están las entidades de formación que presenten propuestas para trabajadores en búsqueda de empleo que necesiten actualizar sus competencias profesionales o adquirir otras nuevas, y que cuenten con centros en Andalucía si optan por la formación mixta que incluya modalidad presencial. Las ayudas que podrán solicitar no podrán exceder de un millón de euros.

En tercer lugar, con un 20% del presupuesto (6,92 millones), se sitúan las solicitudes que presenten proyectos de empresas para la formación de sus trabajadores, que permitan la actualización de sus competencias profesionales o la adquisición de otras nuevas. Las empresas podrán ser de titularidad de personas físicas, sociedades anónimas, sociedades de responsabilidad limitada y otras formas jurídicas, y las ayudas que podrán solicitar no podrán exceder de un millón de euros.

Por último, se destinan un 10% de los fondos (3,46 millones) a proyectos presentados por entidades sin ánimo de lucro que supongan la formación de trabajadores en búsqueda de empleo y colectivos de especial vulnerabilidad, y que tengan centros de trabajo en Andalucía, sin que puedan participar aquellos trabajadores ocupados que no pertenezcan a colectivos de especial vulnerabilidad. En este caso, el tope de la ayuda se fija en los 400.000 euros.

Materias 

En cuanto a las materias, podrá corresponder a ámbitos transversales y que se consideran prioritarios en el marco del Plan de Modernización de la Formación Profesional, entre ellos los relativos a la digitalización aplicada o a la sostenibilidad medioambiental, y a sectores estratégicos también incluidos en el Plan.

En concreto, en cuanto a digitalización aplicada se contemplan las siguientes actividades: nueva tecnología avanzada de la información; máquinas-herramienta automatizadas y robótica; equipos aeronáuticos; equipo de transporte ferroviario moderno; vehículos basados en energía y equipos nuevos; maquinaria agrícola; nuevos materiales; biofarmacia y productos médicos avanzados; cadena de consumo: fabricantes y distribuidores.

Con respecto a “competencias y empleos verdes”, se agrupan las especialidades de familias como la agraria, energía y agua, marítima pesquera, industrias alimentarias, industrias extractivas, hostelería y turismo, transporte y mantenimiento de vehículos, comercio y marketing o química y sanidad además de los servicios de atención a personas.

Destinan 34,6 millones a reciclaje profesional de desempleados y trabajadores