lunes. 26.02.2024

Agentes de la Policía Nacional en Córdoba detuvieron a finales del pasado mes de abril a cuatro personas, e investigado a otras dos más, por delitos de estafa y simulación de delito al realizar estafas bancarias mediante el procedimiento de smishing.

La investigación se inició en el año 2022, a raíz de una denuncia formulada por un ciudadano donde ponía en conocimiento que se habían contratado dos cuentas bancarias a su nombre sin su autorización, todo ello con fines ilícitos.

Tras realizar una ardua investigación, los agentes pudieron determinar que el denunciante fue quien contrató dichas cuentas, facilitando el uso de las mismas a terceras personas a cambio de una contraprestación económica.

 

Enviaban mensajes de texto que contenían enlaces fraudulentos

Las cuentas se utilizaban para recibir dinero procedente de la comisión de estafas bancarias por el procedimiento de smishing, donde los autores enviaban masivamente mensajes de texto simulando ser comunicaciones de una entidad bancaria.

Los destinatarios recibían estos mensajes en los que se les alertaba de un cargo en su cuenta y se les adjuntaba un enlace donde tenían que introducir sus claves de la banca online para rechazar dichos cargos. Inducidos a engaño, accedían al enlace facilitando sus claves bancarias, momento en el que los estafadores accedían a la cuenta de la víctima y realizaban numerosas transferencias inmediatas que terminaban en las cuentas bancarias de los investigados.

 

Las víctimas procedían de distintas localidades del territorio nacional

Gracias a las pesquisas realizadas se logró identificar y detener a cuatro personas por delitos de estafa y simulación de delito. Por el momento han sido identificadas cuatro víctimas de distintas localidades del territorio nacional.

Los detenidos fueron puestos a disposición del Juzgado de Instrucción en funciones de Guardia de Córdoba.

Consejos para evitar ser víctimas de fraudes informáticos

  • Desconfía de llamadas de números desconocidos y nunca facilites datos personales o bancarios vía telefónica o por SMS. Tu entidad bancaria nunca te solicitará información personal por estos medios.
  • Si sospechas que una llamada puede ser fraudulenta cuelga directamente el teléfono y llama a tu entidad bancaria directamente al número oficial o con el que habitualmente contactes.
  • Nunca facilites contraseñas por teléfono. Si te dicen que te llaman desde una entidad o empresa, toma nota de la incidencia y ponte directamente en contacto con ellos a través de algún número oficial.
  • Si recibes mensajes a través del correo electrónico o SMS en los que te piden que pulses un link para realizar un pago o actualizar tus datos, ignora el mensaje, bloquea a su destinatario y ponlo en la bandeja de correo no deseado.
  • Sé muy cuidadoso a la hora de recibir Bizum, podrías estar aceptando una solicitud de envío de dinero en vez de recibirlo.

4 detenidos en Córdoba por realizar estafas bancarias mediante smishing