viernes 22/10/21

Desalojan a unas 300 personas de local de ocio en Sansueña tras quejas de vecinos

La Policía Local de Córdoba realiza 50 pruebas de alcoholemia en diferentes controles y sanciona a cinco conductores que dieron positivo en alcohol
Grupos de personas se concentran en la vía pública. EP
Grupos de personas se concentran en la vía pública. EP

La Policía Local de Córdoba ha realizado la pasada madrugada varios controles de alcoholemia en distintos puntos de la ciudad en los que se ha sancionado a cinco conductores que sobrepasaban los límites permitidos por la Dirección General de Tráfico.

Estos controles forman parte del refuerzo de las actuaciones en esta materia que, tal y como informó el delegado de Seguridad, Miguel Ángel Torrico, se vienen desarrollando en las últimas semanas y que se han intensificado en los últimos días tras detectarse un aumento de las infracciones vinculadas a la conducción bajo los efectos del alcohol y drogas en la capital cordobesa.

De esta manera, a lo largo de la pasada madrugada se han practicado medio centenar de pruebas de alcoholemia en las calles de Córdoba y se ha sancionado a cinco conductores. Tres ellos en el entorno de la avenida República Argentina, todos con positivo penal (tasa superior a los 0,60). Se da la circunstancia de que uno de estos conductores fue detenido por intentar darse a la fuga del control policial.

Los otros dos conductores sancionados se registraron en el entorno de la calle Peñarroya/Pueblonuevo, ambos también dieron positivo penal y uno de ellos además circulaba sin las obligatorias luces en el vehículo.

Actuación en un local de ocio en Sansueña

Junto a esto, la Policía Local ha desalojado esta madrugada un local de ocio en el entorno de Sansueña. Los agentes acudieron al lugar a las 03:05 horas tras recibirse numerosas llamadas de queja de los vecinos por el volumen de la música.

A llegar a este local, los agentes de la Policía Local, apoyados por los del Cuerpo Nacional de Policía detectaron a unas 300 personas en la pista de baile que superaban el aforo máximo permitido y que no guardaban las medidas de distancia social ni llevaban mascarilla. Por este motivo se ordenó el desalojo del establecimiento, que se produjo pasadas las 04:00 horas. Los agentes de Policía Local y CNP permanecieron en el lugar para asegurar el cumplimiento de la orden de desalojo y evitar incidentes y aglomeraciones en las proximidades interviniendo en tres peleas.

Estas actuaciones, coordinadas con la GMU, tienen como objetivo la normalización de la actividad con acciones de asistencia a denuncias, control, revisión de la documentación y desalojo con las medidas sancionadoras a las que hubiera lugar.

Comentarios