sábado 24/10/20

Los trabajadores de centros sanitarios cordobeses exigen un aumento de la plantilla para la prevención de riesgos

El sindicato argumenta que son estas unidades de las áreas de gestión sanitaria las que asumen las tareas para garantizar la salud de los profesionales sanitarios y de la población en general en el contexto de la crisis del Covid-19

Imagen: ABC de Sevilla
Imagen: ABC de Sevilla

CSIF reclama al Servicio Andaluz de Salud (SAS) que se refuercen, mientras perdure la situación socio-sanitaria actual, las plantillas en las unidades de Salud Laboral, Medicina Preventiva y Prevención de Riesgos Laborales de los centros hospitalarios cordobeses y andaluces, en función de las necesidades, habida cuenta de que son las que asumen las tareas necesarias para garantizar la salud de los profesionales sanitarios y de la población general.

En una misiva dirigida a la Dirección General de Profesionales del SAS, la central sindical argumenta que dichas unidades de las áreas de gestión sanitaria “se están erigiendo en protagonistas en todos nuestros centros hospitalarios, pues han de garantizar la salud de los profesionales sanitarios y  población general, tanto en lo que se refiere a actuaciones y procedimientos en casos de contagio, seguimiento, control y manejo de los contactos de personal sanitario y trasladar las instrucciones/recomendaciones dadas desde el Ministerio de Sanidad y la Consejería de Salud y Familias”.

Según CSIF, “a esto debemos añadir los procedimientos de notificación de casos, comisiones de seguimiento de centros, participación e implantación de planes y medidas de prevención, control, transporte y manejo de muestra biológicas o seguimiento de los test desde su petición hasta el resultado de los mismos…”

“Si a ello sumamos el incremento de la actividad relacionada con seguimiento de los casos, análisis y elaboración de datos diarios (estadísticas, gráficos, etc.), cambios normativos y modificaciones de los protocolos con actualizaciones frecuentes, informes de adaptación de puestos de trabajo solicitados por profesionales en riesgo, mayores de 60 años, embarazadas…. y un sinfín de actividades que han desbordado la capacidad productiva de dichas unidades, que en contados casos se han visto reforzadas con contrataciones”, añade el sindicato en su escrito.

Se trata de unas unidades que, desde que se crearon en 2004, no se han reforzado con más recursos y que están asumiendo una tarea ingente, máxime como consecuencia de la crisis sanitaria del Covid-19, de manera que, en muchas ocasiones se ven desbordadas para sacar todo el trabajo que tienen que realizar adelante. De hecho, según CSIF, “este déficit es el que está provocando que muchos profesionales de estas unidades estén incrementando su jornada laboral, con turnos de hasta 14 horas, incluso fuera de su jornada habitual (turnos de mañana y tardes), sin reconocimiento ni compensación de los mismos”, asegura la organización sindical, que recuerda que reiteradamente ha reclamado su refuerzo en distintos foros.

Comentarios